Así fue la caída del helicóptero atacado por el cártel de Jalisco

El Cártel Nueva Generación usó un lanzacohetes soviético impulsado por granadas en una agresión considerada como inédita por las autoridades
Jalisco retira "código rojo" tras hechos violentos
| Otra fuente: CNNMéxico

El derribo de un helicóptero de las fuerzas de seguridad mexicanas fue parte de una emboscada inédita y “perfectamente diseñada”, reconoció el gobierno federal al detallar la manera en la que el cártel de Jalisco Nueva Generación llevó a cabo el ataque.

Los criminales impactaron la aeronave de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) con un lanzacohetes e intentaron “rematar” a los oficiales que sobrevivieron al aterrizaje forzoso, quienes lograron ser rescatados por sus compañeros que participaban en el arranque del Operativo Jalisco, de acuerdo con el relato oficial dado a conocer este lunes.

Los hechos iniciaron en el camino entre los municipios de Casimiro Castillo a Villa de Purificación, a cerca de 300 kilómetros de la capital jalisciense, Guadalajara, temprano por la mañana.

La Sedena, junto con la Policía Federal, la Marina, la Procuraduría General de la República (PGR) y el Centro de Investigación y Seguridad Nacional (Cisen) arrancaban el operativo en este estado y en Colima —occidente de México— para abatir los índices delictivos, como parte de las acciones anunciadas desde noviembre por el presidente Enrique Peña Nieto para enfrentar la crisis desatada por el caso Ayotzinapa.

Los elementos instrumentaron un recorrido de reconocimiento en la mencionada zona, donde habían detectado actividad del grupo delincuencial, con cuatro helicópteros: dos de la Fuerza Aérea Mexicana y dos de la Policía Federal.

Al observar un “convoy atípico” por el tipo de camionetas “que automáticamente llaman la atención”, según señaló el comisionado Nacional de Seguridad, Monte Alejandro Rubido, el helicóptero Cougar con matrícula 1009 y 18 elementos a bordo (cinco de tripulación, 11 militares y dos policías) “se aproximó un poco”.

El grupo criminal atacó al vehículo con un lanzador de origen soviético RPG (Rocket-propelled grenade, por sus siglas en inglés) que dispara cohetes impulsados por granadas, arma calificada por Rubido como “altamente peligrosa”, obtenida posiblemente en el mercado negro de la frontera norte, o “muy probablemente” en el de los límites en el sur de México.

“(El RPG) es un calibre muy grande que se lanza con unos tubos especialmente diseñados y que tienen la característica de ser desechables”, comentó el comisionado de seguridad a la emisora Radio Fórmula, y añadió que el que hubieran acertado “habla de un entrenamiento o de que tuvieron suerte a la hora de disparar”.

El funcionario federal explicó que no se trató de una situación inesperada para el grupo criminal, pues éste ya esperaba al vehículo oficial con una “emboscada”.

“Fue una emboscada perfectamente diseñada, sabían quiénes iban a pasar, a qué hora y, como son este tipo de emboscadas, lo hicieron para que no quedara ningún elemento vivo”, sentenció.

Tras ser impactada en el rotor de cola, la aeronave se vio obligada a realizar un aterrizaje de emergencia y, ya en tierra, se incendió.

Por si esto no hubiese sido suficiente, los agresores se dirigieron al punto de la caída, presuntamente con la intención de “ultimar” a los agentes que hubiesen sobrevivido al impacto, pero los demás helicópteros oficiales participantes en el operativo repelieron desde el aire la agresión y rescataron a sus compañeros.

Respuesta inesperada

Se trataba solo de un patrullaje, no de un operativo para capturar a líder criminal alguno, por lo que el nivel de reacción de los criminales fue inesperado, explicó Rubido.

“Conocíamos las capacidades de este grupo, (pero) como era un recorrido de reconocimiento, no teníamos previsto que se pudiera dar un enfrentamiento de estas magnitudes”, admitió.

El saldo fue de seis militares, un funcionario de la Fiscalía del estado y ocho integrantes de la delincuencia organizada muertos, además de 13 integrantes de las fuerzas armadas heridos.

En un inicio, se reportó que tres soldados había fallecido y otros tres estaban en calidad de desaparecidos, pero después se comprobó que estos últimos también habían perecido en los hechos, luego de que sus restos —que quedaron “muy dañados”— fueron identificados tras pruebas de ADN.

Rubido consideró que “nunca se había dado una acción de este tamaño, de esta envergadura”, por lo que estimó que “es evidente que (en el convoy) tendría que ir alguien importante dentro de la estructura del grupo criminal”, aunque aclaró que las autoridades no cuentan con información que pueda confirmar o descartar la presencia de Nemesio El Mencho Oceguera, líder del cártel de Jalisco.

El funcionario —al frente en tareas de seguridad del gobierno federal desde el pasado sexenio— enfatizó que, si bien se habían registrado actos de lo que llamó “delincuencia a alta escala”, “esto fue en otra dimensión”.

“Es la primera vez que tiran un helicóptero de este tamaño. Es una situación atípica en nuestro país”, indicó.

“Reacción muy importante”

Ésta no fue la única acción de alto impacto realizada ese día por el cártel de Jalisco Nueva Generación.

Tras el ataque, el grupo criminal encabezó a partir de las 9:00 horas del mismo viernes cuatro enfrentamientos y realizó 39 bloqueos en 25 municipios —siete de la Zona Metropolitana de Guadalajara—, según información del gobierno de Jalisco, que pusieron al estado en situación de “código rojo” durante  el fin de semana.

Fueron un total de 26 rutas del transporte público y 12 puntos carreteros afectados, así como 11 sucursales bancarias, cinco gasolineras y 36 vehículos incendiados. También hubo acciones similares en Guanajuato, Colima y Michoacán, donde el cártel tiene presencia, de acuerdo con el gobierno federal.

Lee: "El narcobloqueo parecía de película": testigo

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

“Empezaron a llamarse todo el grupo de ‘halcones’ para que empezaran a instrumentar acciones que generaran caos, desconcierto y alarma como fueron los bloqueos e incendios, con la finalidad de atraer la atención de la autoridad y que con ello se retirase esa visión prioritaria sobre la situación en el municipio de Casimiro Castillo”, aseguró Rubido.

Un total de 19 personas fueron detenidas, todas perfiles “menores en la escala delincuencial” arrestadas por actos vandálicos, y ninguna del convoy que dio inicio a la crisis.

Ahora ve
¿El nuevo TLCAN contemplará los trabajos agrícolas temporales en EU?
No te pierdas
×