La DEA ofrece más de 81 mdp por información para capturar al 'Chapo'

Tras incluirlo nuevamente en su lista de los más buscados, la DEA define a Guzmán como un hombre “armado y peligroso”
Joaquín 'el Chapo' Guzmán Loera  Joaquín 'el Chapo' Guzmán Loera
| Otra fuente: CNNMéxico

Las autoridades de Estados Unidos ofrecen una recompensa de 5 millones de dólares (81 millones 461,000 pesos) por cualquier información que conduzca a la captura del narcotraficante mexicano Joaquín el Chapo Guzmán Loera, al que la Administración para el Control de Drogas (DEA, por sus siglas en inglés) ha incluido en su lista de fugitivos más buscados.

"Pusimos al Chapo en la lista de fugitivos más buscados el 16 de julio, dentro de la misma semana de su fuga. Hay una recompensa de 5 millones de dólares", indicó un vocero de la DEA.

Lee: "Al gobierno no le conviene recaptura del 'Chapo'"

La recompensa de 5 millones de dólares para cualquiera que facilite información confiable que lleve a la detención del jefe del Cártel de Sinaloa se suma a los 60 millones de pesos (unos 3.8 millones de dólares) que ofrece la Procuraduría General de la República (PGR), el doble de lo que había ofrecido la anterior vez que se fugó.

Las autoridades estadounidenses han decidido mantener la cifra de 5 millones de dólares de recompensa que también ofrecieron en 2004, tres años después de que el Chapo se escapara de otro penal de máxima seguridad, situado a las afueras de Guadalajara, Jalisco.

"Cuando lo atrapamos la primera vez comprendimos que no sería fácil, pero obviamente ahora para nosotros es una especie de juego del gato y el ratón", dijo Jack Riley, subdirector de la DEA a la agencia AFP. "La cacería contra él es un maratón, no una carrera de velocidad".

La DEA, agencia gubernamental que combate internacionalmente el tráfico de drogas en Estados Unidos, incluyó al narcotraficante en su lista negra solo cinco días después de que consiguiera huir del penal del Altiplano, en el Estado de México, a través de un túnel de 1.5 kilómetros de distancia.

Para avisar a la población de la huida del jefe del Cartel de Sinaloa, la DEA colocó en su página electrónica una ficha policial, con dos fotografías, una con pelo y otra rapado, y una descripción en la que se define a Guzmán como un hombre blanco con pelo negro, ojos marrones, una estatura de 1.68 metros y unos 75 kilos de peso.

Descrito como "armado y peligroso", la DEA detalla en esta ficha que el narcotraficante se enfrenta a decenas de cargos por narcotráfico, lavado de dinero y otros delitos en tribunales federales de Arizona, Texas, California y Nueva York.

"No traten de apresar a este individuo", advierte la DEA, que recomienda a los ciudadanos que, si ven al mexicano, acudan a una de sus oficinas locales o llamen al Cuerpo de Alguaciles de Estados Unidos, institución encargada de aprehender  a los fugitivos.

Un vocero del Cuerpo de Alguaciles dijo que esta agencia todavía no ha incluido en su lista de 15 delincuentes más buscados al Chapo, aunque aseguró que todas las fuerzas del orden estadounidense trabajan juntas para localizar al jefe del Cartel de Sinaloa, la banda narcotraficantes que más droga ha distribuido en Estados Unidos.

Según explicó un vocero del Departamento de Justicia, el Chapo ha podido ser puesto bajo la lupa de la DEA gracias a la petición de extradición que el gobierno del presidente Barack Obama presentó ante las autoridades mexicanas en febrero de 2014, cuando fue apresado después de su primera fuga.

Su captura, tras permanecer fugitivo 13 años, fue considerada como el mayor golpe contra la droga en México en una década y la DEA respiró tranquila al ver entre rejas al escurridizo narcotraficante.

¿De vuelta en Sinaloa?

Más de dos semanas después de la fuga de Joaquín Guzmán continúan los interrogantes sobre quién o quiénes le ayudaron a huir de la prisión de máxima seguridad, mientras continúa su cacería con la ayuda de países vecinos, incluido Estados Unidos.

"Estamos trabajando con nuestras contrapartes mexicanas con toda la información que ellos han buscado en la frontera, y en otros lugares de Centro y Sudamérica e incluso en Europa y Australia. Toda esa información la canalizamos juntos para tener una gran fotografía", señaló Riley a AFP.

Tras su huida, la Casa Blanca manifestó su interés en que las autoridades judiciales estadounidenses le juzgasen en un futuro, cuando sea capturado.

El perfil del Chapo es tan notorio en Estados Unidos que las autoridades de Chicago decidieron devolverle, tras su segunda fuga, el título de "enemigo público número uno" de la ciudad.

El jefe mafioso Al Capone ha sido el único criminal, aparte de el Chapo, que ha merecido este dudoso honor.

Riley dijo a la AFP que las autoridades estadounidenses creen que el capo se encuentra en Sinaloa, de donde es originario. 

"Si fuera él, regresaría a Sinaloa, donde controlo el entorno, probablemente tengo una fuerza de seguridad que rivaliza con la policía, y estoy en una situación en la que puedo ser advertido si las autoridades vienen a mí", comentó.

El subdirector de la DEA indicó que el Chapo debe consolidar su poder en el Cartel de Sinaloa, organización que se vio desestabilizada tras su arresto.

"Si un presidente que controló con mano firme por 20 años su empresa de pronto es removido del poder, la organización se cierra en sí misma, las alianzas se vuelven inestables, la gente que antes tenía que esperar órdenes se hace más independiente y la comunicación se relaja", explicó Riley.

Lee: Un 'vecino' del 'Chapo' en la cárcel, ¿colaboró en su fuga?

"Esa es la verdadera oportunidad para las fuerzas de seguridad de ambos lados de la frontera para dar golpes sustanciales y creo que verdaderamente lo hicimos". 

Con información de EFE y AFP

Ahora ve
Estos son los mejores inventos del año
No te pierdas
×