El origen de la tragedia en Tultepec aún no se esclarece

Expertos del Estado de México y federales realizarán pruebas de criminalística de campo, fotografía forense, y peritajes de siniestros, incendios y explosivos.
Los trabajos de búsqueda en los escombros continúan.
Labores de rescate  Los trabajos de búsqueda en los escombros continúan.  (Foto: Cuartoscuro)
CIUDAD DE MÉXICO (AFP) -

El mercado de pirotecnia de Tultepec, el más grande de México, lucía este miércoles en ruinas tras la potente explosión que dejó al menos 32 muertos y 59 heridos, mientras las autoridades batallaban para identificar a todas las víctimas y explicar el origen de la tragedia.

El mercado, conocido como San Pablito y localizado a las afueras de Ciudad de México, era custodiado por cientos de policías con armas largas, mientras las autoridades buscan a 12 personas desaparecidas e intentan identificar todos los cadáveres.

Por la mañana, las autoridades contabilizaban 31 muertos, pero tras el fallecimiento de una mujer herida el número de víctimas fatales aumentó a 32, entre ellos ocho menores de edad.

Por otro lado, 18 de los cadáveres ya fueron reconocidos por sus familiares, dijo en conferencia de prensa Jesús Manzur, secretario de Gobierno del Estado de México, al que pertenece Tultepec.

Mercado de Tultepec arde en llamas

La identificación de los otros 14 cadáveres podría tardar "algunos días o semanas", advirtió el procurador estatal, Alejandro Gómez, al explicar que "dado el nivel de calcinación que tienen" los cuerpos será necesario obtener el perfil genético.

Según Manzur, aún quedan 59 lesionados, de los cuales 46 permanecen hospitalizados.


Muchos de ellos se encuentran en terapia intensiva con quemaduras de distintos grados, pero solo cinco de ellos se encuentran en "estado de gravedad y con peligro de vida", según las autoridades.

El martes, las autoridades habían contabilizado 72 heridos y señalaron que entre ellos había tres menores con quemaduras graves que serían trasladados a un hospital de Galveston, Estados Unidos, especializado en tratamientos de quemados.

El presidente Enrique Peña Nieto lamentó los hechos en un acto público y pidió un minuto de silencio, mientras los pobladores de las cercanías del mercado, aún conmocionados, contaron a la AFP sus impresiones.

Según las autoridades, 26 personas murieron en el lugar y seis en hospitales, mientras que varias viviendas cercanas y automóviles resultaron dañados por la onda expansiva.

Las autoridades inicieron una investigación para determinar las causas de la deflagración, que se suscitó por lo menos "seis explosiones de pirotecnia".

Pero según el procurador Gómez, el origen de la tragedia aún no se esclarece.

"No tengo ahora una hipótesis (...) nuestra prioridad ha sido atender a los heridos, levantamiento de los cuerpos y atender la emergencia", dijo.


Algunos pobladores de Tultepec dijeron a la AFP que, aparentemente, a alguien se le cayó una "bomba", un fuego de artificio con las dimensiones de una pelota de tenis y que, al encenderla, ilumina el cielo con coloridos círculos.

Otra de las hipótesis es que un cohete se encendió en un local y provocó una reacción en cadena.

Esta última teoría "no la hemos podido corroborar porque el local donde esto pudo haber ocurrido, lamentablemente la persona que atendía este local es una de las fallecidas", dijo Gómez.

Según el funcionario, expertos estatales y federales llevarán a cabo varias pericias, entre ellas de criminalística de campo, fotografía forense, y peritajes de siniestros, incendios y explosivos.

Tristemente, este mercado ya ha vivido años atrás este tipo de incidentes.

El 15 de septiembre de 2005, cuando también se comerciaban grandes cantidades de fuegos artificiales por la fiesta de Independencia, un incendio y explosiones consumieron el mercado en su totalidad.

Al año siguiente, otra explosión destruyó más de 200 puestos. Ambos incidentes dejaron decenas de lesionados pero sin víctimas mortales.

Ahora ve
Malala estudiará en la Universidad de Oxford
No te pierdas
×