Banamex y Aeroméxico, crónica de rescate

Ambas empresas recibieron el apoyo del Fobaproa-IPAB para continuar en el mercado; al banco le inyectaron recursos, y a la línea aérea se le administró hasta su reciente venta.
El Gobierno mexicano ha destinado recrusos al rescate de emp
José Manuel Martínez
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

Las dos empresas que protagonizaron la semana pasada una de las mayores operaciones de compra-venta de los últimos años tienen en común que ambas fueron rescatadas o administradas por el Gobierno mexicano a través del Fobraproa y el IPAB.

Banamex recibió recursos públicos desde 1995 y hasta 2005 por la crisis financiera iniciada hace 12 años.

El banco, en ese entonces propiedad de accionistas mexicanos, tenía un pagaré a su favor del Fondo Bancario de Protección al Ahorro (Fobaproa) que alcanzó los 82,461 millones de pesos (mdp), derivado del Programa de Capitalización y Compra de Cartera que hizo el Gobierno en 1995 para dar liquidez a las instituciones financieras.

El rescate se realizó ante el estrepitoso incremento de la cartera vencida en la que cayeron millones de clientes de créditos empresariales e hipotecarios.

Banamex, junto con otras tres instituciones bancarias, negoció el intercambio de ese pagaré por uno nuevo en julio de 2004, el cual se redujo debido a que tras una auditoría se encontraron créditos relacionados (entre accionistas o funcionarios del banco) por los que Banamexs tuvo que devolver 6,211 millones de pesos, que junto con la cobranza de los créditos vencidos redujo la deuda final del IPAB con Banamex a 36,983 mdp cuya liquidación se concluyó en 2005.

Aerómexico, también

Una historia similar vivió Aeroméxico, uno de los mayores activos del rescate bancario, que en 1995 pasó al Fobaproa y después fue heredado al IPAB porque sus anteriores dueños, principalmente bancos que la recibieron tras los escándalos de corrupción de su anterior director Gerardo de Prevosin, incumplieron deudas.

La empresa debería haberse vendido en 2005, pero el IPAB recibió ofertas que fueron calificadas de reducidas y que no otorgaban el mayor valor de recuperación.

El miércoles, Banamex y 14 socios compraron Aeroméxico por 249.1 millones de dólares.

Banamex y sus socios controlarán a Consorcio Aeroméxico, el cual no recibió recursos públicos del Gobierno mexicano debido a que la Ley del IPAB impide al organismo inyectar capital a los activos que heredó del Fobaproa, los cuales tiene que vender para reducir el costo fiscal del rescate bancario de 1995.

La propuesta de Banamex y sus 14 socios fue la más alta que recibió el IPAB y el instituto tiene como mandato, procurar la mayor recuperación de dinero en el menor tiempo posible.

Ahora ve
No te pierdas