Aerolíneas esperan impacientes al Boeing

El Dreamliner 787 que será probado en agosto, tendrá la capacidad para llegar de México a Estam están hechos 569 pedidos de 44 clientes diferentes, entre ellos Aeroméxico, Japan Airlines y Ai
Boeing y Airbus trabajan en desarrollar aeronaves que ahorre
E. Torres / A. Monterrubio

El fabricante de aviones Boeing anda entre nubes. El 8 de julio saldrá de su planta en Seattle, EU, su Dreamliner 787. El avión (que tendrá su primer vuelo de prueba el 7 de agosto) ya tiene 569 pedidos para 44 distintos clientes, entre ellos, Aeroméxico.

Aeroméxico tendrá cinco de estas naves en 2010, asegura John Wojick, vicepresidente de Ventas para América Latina y el Caribe.

El aparato ahorrará 20% en combustible y 30% en mantenimiento. Algo que no es menor en una industria que gastó 26% de su ingreso en turbosina en 2006, según la International Air Transport Association (IATA).

El Dreamliner, que costará de 150 a 175 millones de dólares (mdd), será más silencioso, tendrá ventanas panorámicas, transportará de 210 a 330 pasajeros y viajará a 912 km/hora, con autonomía suficiente para llegar de México a Estambul.

Boeing incrementará de 15 a 20% sus ventas en tres años. Y va en esa ruta: All Nipon Airways pidió 50 aviones; Japan Airlines, otros 35; International Lease Finance, la mayor arrendadora global, pidió 22; y cinco aerolíneas chinas tendrán 57 naves, incluyendo una para el multimillonario inmobiliario Joseph Lau, quien pagará 153 mdd por un Dreamliner ‘VIP’.

La industria aérea perdió 13,000 mdd en 2001; en 2007, al fin obtendrá utilidades por 3,800 mdd, según IATA.

Ahora ve
No te pierdas