Cargacel, un negocio con mucha batería

La empresa de recarga de baterías de celular opera actualmente 160 quioscos en centros comercia los dispositivos operan además como medio de publicidad, que transmiten a través de una pantall
El tiempo para recargar la pila es ideal para que el cliente
Vicente Gutiérrez Lagos

La suerte de Antonio Hernández Jarnídez no fue sólo encontrar un servicio con demanda, sino conseguir la simpatía de Ricardo Salinas Pliego, propietario de Iusacell.

Con una inversión de 2 millones de dólares (mdd), Hernández trajo de China 500 quioscos expendedores de energía para recargar 95% de los modelos de celulares existentes en el mercado, con los cuales creó la empresa Cargacel.

Ese concepto invadió ya centros comerciales y zonas de alto tráfico del Distrito Federal y otras ciudades de la República Mexicana, en donde, por 5 pesos, se puede recargar en 15 minutos, hasta 50% de la batería de casi cualquier teléfono celular.

Además, el empresario Ricardo Salinas Pliego vio en Cargacel un medio de promoción ideal para la red 3G de Iusacell, de su propiedad. “En China, el negocio es que la gente cargue la batería de su celular. Aquí , al quiosco con forma de teléfono donde se ofrece el servicio, se le incorporó una pantalla, para transmitir mensajes comerciales… el ingreso está en la publicidad”, explica Hernández.

La tecnología de Iusacell le permite a Cargacel ‘subir’ determinado spot (y transmitirlo dos veces por hora, con una tarifa desde 3,000 pesos) en cualquiera de los 160 quioscos que operan actualmente y que significan 80% de su ingreso. El resto proviene de las entre 15 y 70 recargas que se hacen diariamente.

El plan de Cargacel es llegar a 2,500 expendios. Cada equipo cuesta unos 5,000 dólares y cuenta con 24 cargadores compatibles con celulares, iPod, laptop o PDA.

Al cierre de edición, Cargacel estaba en pláticas para una alianza con Grupo Senderos y analizaba con Grupo Salinas llevar sus quioscos a las 1,800 tiendas Elektra en el país.

Ahora ve
No te pierdas