InBev aguarda para tomarse a Budweiser

La firma belga aguarda luz verde de sus directivos para iniciar la negociación con Anheuser Bus la compañía europea quiere adquirir a su rival estadounidense, fabricante de la Budweiser.
BRUSELAS (CNN) -

La cervecería belga InBev, la segunda más grande del mundo por volumen de producción, podría iniciar negociaciones para adquirir a su rival Anheuser Busch, según reportó el martes un diario, mientras se elevaba una fiebre de consolidación que impulsaba a las acciones del líder mundial SABMiller.

El periódico financiero belga De Tijd reportó el martes que el comité de directores de InBev estaba por decidir si permite a sus asesores comenzar la negociación con Anheuser, pero no reveló sus fuentes.

Las acciones de SABMiller saltaban un 8.2%, a un máximo de 19 semanas de 13.24 libras, antes las especulaciones del fin de semana de que podría ser una alternativa para InBev si fracasaba con Anheuser.

Los títulos de InBev se hundían hasta un 3.5%y tocaban un mínimo de cuatro meses de 46.23 euros, por el reporte del diario, en medio de temores de que estaría por emitir nuevas acciones.

Una portavoz de InBev prefirió no comentar la noticia y dijo que no era política de la compañía divulgar cuando tenían lugar las reuniones de su comité directivo.

SABMiller, conocida por sus marcas Miller Lite, Peroni y Pilsner Urquell, también declinó de hacer comentarios.

El diario Financial Times reportó el viernes último que InBev estaba considerando una oferta de 65 dólares por acción por su rival estadounidense, pero aunque se ha trabajado intensamente en la propuesta la cervecera belga aún "no está cerca de apretar el botón".

Una fuente cercana a la situación confirmó el viernes a Reuters que se preparaba una oferta.

El reporte del Financial Times indicó que se había organizado un paquete financiero provisional de 50,000 millones de dólares a través de los bancos JPMorgan y Santander, y que la firma belga no había descartado hacer una oferta hostil.

Los rumores sobre una posible oferta de InBev -fabricante de las marcas Stella Artois, Beck's y Brahma- por el productor estadounidense de Budweiser y Michelob se han incrementado en las últimas semanas tras haber surgido varias veces antes.

Un miembro de la familia Busch, Adolphus Busch IV, dijo el martes al Wall Street Journal que algunos miembros de la familia estaban abiertos a mantener conversaciones con InBev pero otros querían mantener el status quo.

InBev, se formó en 2004 por la fusión de la belga Interbrew con la brasileña AmBev, tiene una fracción del mercado Estados Unidos pero sus negocios han madurado en Europa Occidental.

También está presente en mercados crecientes en Europa, Asia y Latinoamérica, notablemente en el mercado clave de Brasil.

Anheuser es líder en Estados Unidos y tiene presencia en China a través de una porción de Tsingtao, pero recientemente ha sufrido un desplazamiento del consumidor estadounidense de las cervezas hacia los vinos, licores, las cervezas extranjeras y las artesanales.

Los analistas tienen muchas expectativas ante los ahorros que podrían obtener los ejecutivos de InBev, enfocados en los costos.

La industria cervecera experimenta una ola de consolidación, con SABMiller Plc y Molson Coors Brewing Co apuntando a combinar sus divisiones de Estados Unidos y Scottish & Newcastle acordando su repartición entre Carlsberg A/Sy Heineken NV.

Ahora ve
No te pierdas