Codusa planea vender activos en EU

Corporación Durango está negociando con posibles compradores la venta de McKinley Paper; la empresa mexicana está a un paso de la quiebra debido a la crisis en Estados Unidos.
Papel. Kimberly sufre los incrementos en insumos. (Archivo)
NUEVA YORK (CNN) -

La mexicana Corporación Durango (Codusa) solicitó la protección contra sus acreedores a una corte de bancarrota en Nueva York y planea vender su unidad estadounidense McKinley Paper, mientras enfrenta altos costos de insumos y una desaceleración económica.

Codusa había solicitado antes la protección de las cortes mexicanas en un proceso denominado "concurso mercantil", a través del cual espera reenegociar deuda por 1,520 millones de dólares.

La compañía "solicitó el proceso de concurso mercantil, del cual espera salir con éxito a la brevedad posible", dijo Codusa el martes en un comunicado a la Bolsa Mexicana de Valores.

Codusa controla empresas productoras de papel y empaques de cartón en México y Estados Unidos.

Codusa pidió la protección a una corte de bancarrota en Nueva York bajó el amparo del Capítulo 15 del Código de Bancarrota en los Estados Unidos, que protege a empresas extranjeras de sus acreedores estadounidenses mientras se reorganizan.

Al mismo tiempo, la controladora en Estados Unidos de Codusa, Paper International Inc, y una de sus subsidiarias, Fiber Management of Texas Inc, también iniciaron procesos de protección de bancarrota, pero bajo el Capítulo 11.

Los documentos en la corte argumentan que la compañía está siendo afectada por los altos costos de energía, la desaceleración de la economía en Estados Unidos, la mayor competencia extranjera y la apreciación del peso mexicano.

Los mayores acreedores son los tenedores de una emisión de notas senior de la compañía por 520 millones de dólares que vencen en 2017, dijo a Reuters el abogado de Codusa, John Cunningham de White & Case LLP.

Codusa informó el lunes de que incumplió con el pago de los intereses de las notas.

"Los tenedores no se han identificado", agregó Cunningham. "Creemos que los tenedores de bonos están ahora discutiendo cómo organizarse", dijo.

Unidad en venta

Codusa también planea vender su compañía papelera McKinley y está negociando con posibles compradores, dijo Cunningham, pero no quiso dar a conocer los nombres de los interesados.

Cunningham dijo que McKinley no está en bancarrota y que la oferta por los activos "sería significativa", sin dar más detalles.

Otras compañías del sector están enfrentando la desaceleración de la economía, incluyendo al mayor fabricante de papel de prensa en Norte América, AbitibiBowater Inc. En agosto la compañía reportó pérdidas netas en el segundo trimestre.

Ahora ve
No te pierdas