La crisis golpea al espectáculo circense

Con 120 años de vida, el Circo Atayde Hermanos, sufre los impactos de un dólar y euro caros; para el 2009 prevé cerrar contrataciones de artistas internacionales que cobran en estas moneda
"El circo es un arte vivo y en vivo", dijo Federico Serrano.

El Circo Atayde Hermanos realiza actos de malabarismo, equilibrio y acrobacia, pero en esta ocasión no en la carpa mágica, sino en el mundo real ya que la crisis financiera también afecta a este espectáculo, que celebra 120 años en México.

Aunque conserva en sus filas a artistas tanto internacionales como nacionales, para el cierre del año y todo el 2009 prevé cancelar la contratación de aquéllos que cobran en dólares o en euros, por el tipo de cambio que ha variado al alza en estas monedas y que resulta más caro conservarlos en el circo.

“Por supuesto que la crisis nos afecta contrataciones en dólares o en euros que son muy frecuentes en el circo, en este momento pues tuvimos que cancelar prácticamente porque hay que ser prudentes”, dijo en entrevista el director de Comunicación de la empresa, Federico Serrano.

Esta reducción será de aproximadamente un 10% en las contrataciones que se tenían previstas.

“Tuvimos que decirle a varios artistas que estaban contemplados de Estados Unidos, China y África que nos esperaran tantito, porque no sabemos cómo nos va a ir”, dijo Serrano.

Por eso mismo, el circo privilegiará la contratación de artistas latinoamericanos sobre los europeos, estadounidenses y asiáticos.

El directivo rechazó mencionar el salario de un artista internacional o local, ya que estos son muy celosos con el tema.

El dólar tuvo un promedio de 10.42 pesos durante el tercer trimestre de este año. Sin embargo, para el cuarto trimestre del 2008, los expertos esperan que el dólar alcance un precio promedio de 13.03 pesos.

Una de las estrategias que ha logrado mantener al circo en el imaginario de los mexicanos ha sido su política de bajos precios, para que la gente tenga acceso al espectáculo.

Y es que tras sortear terremotos, incendios, incluso una revolución (Mexicana de 1910) y la desaparición de los ferrocarriles nacionales, el circo tiene planes de celebrar más de un siglo de divertir a niños y adultos, con la temporada “Galas de Invierno 2008-2009”.

“Esta será una breve temporada, ya que en Atayde Hermanos pretendemos extender los festejos, llevando diversión y sano entretenimiento a diversas ciudades del interior de la República”, comentó la directora de mercadotecnia, Celeste Atayde.

La temporada de invierno en la Ciudad de México dará inicio el próximo 19 de diciembre y culminará el 1 de enero de 2009.

Sin embargo, la crisis no es lo único que afecta al circo, sino que tiene que batallar con la inseguridad que vive el país por la ola de violencia que se ha generado en los últimos meses, aunado a que los niños crecen en realidades virtuales y computadoras, mencionó Serrano.

Piden más apoyo a patrocinadores

Serrano afirmó que durante unos 10 años la empresa ha tratado de conseguir el patrocinio de grandes firmas como Coca Cola, Bimbo y Telmex para poder ofrecer un espectáculo con más recursos.

“Los grandes patrocinadores siempre dicen ‘este año no hay presupuesto’”, dijo Serrano, quien instó a estas marcas a que apoyen a las empresas locales, en vez de patrocinar sólo a los grandes circos internacionales.

“El futuro de Atayde Hermanos dependerá de fomentar la cultura del circo, lo que significa impulsar la cultura del asombro y de la imaginación; y el asombro y la imaginación son, junto con el lenguaje, las manifestaciones más altas del hombre ante sí mismo”, mencionó Celeste Atayde.

El circo Atayde Hermanos dio su primera función el 26 de agosto de 1888, con la guía de Aurelio Atayde Guízar, abuelo de la actual generación de empresarios y artistas.

Según cuenta la familia, este personaje escapó de su casa para trabajar en un circo. Pero más adelante convenció a sus hermanos para que fundaran su propia compañía.

Ahora ve
No te pierdas