Honda y Toyota enfrentan duro panorama

Honda redujo su pronóstico de ganancias anuales a 1,600 mdd y anunció que producirá menos autos; Toyota prevé una pérdida de alrededor de 1,700 mdd, pero los analistas creen que será mucho mayor.
TOKIO (CNN) -

Honda Motor Co bajó su pronóstico de ganancias anuales por cuarta vez, al tiempo que aumentan las pérdidas de su rival Toyota Motor Corp por una caída global de las ventas de vehículos que ya llevó a casi todas las automotrices del planeta a recortar su producción.

Los analistas creen que Honda enfrenta un trimestre especialmente duro, porque esperó más que Toyota y Nissan para reducir su producción.

Esta semana la segunda automotriz japonesa anunció que fabricará 50,000 vehículos menos en el año fiscal que termina en marzo, además de los 370,000 que ya planeaba recortar en Norteamérica, Europa y Japón. También cerrará su planta británica por cuatro meses desde febrero.

"El clima de ventas cambia más rápido que lo predecible", dijo el vicepresidente ejecutivo de Honda, Koichi Kondo, en una conferencia de prensa y expresó que probablemente nunca habían dado cuatro advertencias de ganancias en un mismo año.

"Sólo podemos esperar que (las condiciones en Estados Unidos) mejoren en el segundo semestre", añadió.

Aseguró que no prevé la estabilización de inventarios hasta junio o julio.

Honda estima ahora una ganancia operacional anual de 140,000 millones de yenes (1,600 millones de dólares), frente al récord de 953,000 millones de yenes del año pasado, y menos que su pronóstico previo de 180,000 millones de yenes.

Algunos analistas han dicho que los resultados finales de las automotrices este año podrían cambiar dramáticamente dependiendo de las provisiones que haya realizado contra pérdidas de financiación y otros costos.

Honda estimó cargos crediticios y ajustes de valor por casi 100,000 millones de yenes, el doble que la previsión anterior.

Las utilidades operacionales del tercer trimestre se hundieron a 102,450 millones de yenes, desde 276,240 millones de yenes, mientras que las ganancias netas cayeron a 20,240 millones de yenes, desde unos 20,000 millones de yenes.

Los ingresos decrecieron un 17%, a 2.53 billones de yenes.

Honda es de las pocas japonesas que evitarán una pérdida.

Toyota, encaminada a peores pérdidas

Toyota, que hasta el año pasado era la automotriz rentable del mundo, anticipó en diciembre su primera pérdida operacional para el año que finaliza en marzo, de 150,000 millones de yenes, ya que el uso de la capacidad de sus plantas es inferior al nivel de equilibrio.

Una fuente de la firma dijo el viernes a Reuters que esa pérdida seguramente se ampliará, dados los enormes recortes de producción planeados para los próximos meses.

El diario Nikkei calculó que la pérdida alcanzaría los 400,000 millones de yenes.

"Honda está relativamente mejor posicionada que Toyota porque se ha enfocado en autos más pequeños y no ha expandido sus operaciones globales como Toyota. También ayudó que el mercado chino se desempeñó relativamente bien," sostuvo Koichi Ogawa, jefe de administración de cartera de Daiwa SB Investments.

Ahora ve
No te pierdas