Citi podrá retener a Banamex: Hacienda

La mayor participación del gobierno de EU en Citigroup, matriz de Banamex, no viola las leyes; Hacienda dijo que propondrá al Congreso reformas para que las normas sean más específicas.
Agustín Carstens  (Foto: Archivo)
CIUDAD DE MÉXICO (Agencias) -

El gobierno mexicano informó este jueves que los programas de apoyo de gobiernos extranjeros a las instituciones de crédito internacionales con filiales mexicanas no violan las leyes locales.

La Secretaría de Hacienda dijo en un comunicado que la intervención de los gobiernos sólo busca proteger el sistema financiero y a sus clientes.

"Por tanto, tales medidas no responden a una intención deliberada de participar en la banca y menos aún de intervenir en el sistema financiero mexicano", dijo la secretaría.

El anuncio avala la participación del Gobierno de Estados Unidos en Citigroup, institución matriz de Banamex, el cual adquirió hasta el 36% del banco tras la crisis financiera y desató dudas sobre la situación legal del banco en México.

El artículo 13 de la Ley de Instituciones de Crédito indica que no podrán participar en forma alguna en el capital social de las instituciones de banca múltiple, personas morales extranjeras que ejerzan funciones de autoridad.

Pero para Hacienda esa Ley, que data de hace 20 años, no consideraba escenarios de crisis ni las actuales disposiciones en materia de inversión extranjera en entidades financieras.

Adicionalmente los tratados comerciales firmados por México reconocen la posibilidad del otorgamiento de apoyos y rescates por sus contrapartes extranjeras.

Sin embargo, Hacienda agregó que propondrá al Congreso cambios en las leyes para dejar en claro las reglas de juego en tiempos de crisis y reafirmar la rectoría del Estado sobre el sistema financiero local.

La reforma que propondrá el Gobierno mexicano prevé la facultad de las autoridades para evitar que cuando un gobierno participe en el capital de un banco por una situación de crisis se distribuyan dividendos al exterior, para no afectar la solvencia y solidez de las instituciones.

Además, si en un plazo de 3 años la institución financiera no cambia su estatus en el supuesto de excepción, tendrá que vender al menos el 25% del capital social en el público inversionista.

De persistir esta situación, la opción de venta se elevará hasta el 50%.

"Asimismo la legislación contemplará un régimen efectivo de sanciones en caso de incumplimiento", dijo Hacienda.

"Este nuevo régimen permitirá inhibir la participación accionaria de gobiernos extranjeros en el sistema financiero mexicano cuando ésta obedezca a la intención de influir en él", agregó.

Citigroup, Barclays, New York Mellon y UBS, entre otros, han recibido inyecciones de capital de los gobiernos de sus países de origen, lo que generó incertidumbre sobre la legalidad de su parfticipación accionaria en sus bancos en México.

"La experiencia internacional reconoce como necesaria, por causa de interés general, la intervención de los gobiernos para restablecer la viabilidad de los sistemas financieros ante una crisis generalizada. México ha formado parte fundamental en esta experiencia", dijo la dependencia.

Ahora ve
Estas son las últimas campanadas del emblemático Big Ben
No te pierdas
×