Sobre qué firmas van los antimonopolios

El gobierno de EU estudia las políticas monopólicas de las grandes firmas tecnológicas; Google y Apple podrían ser revisadas, mientras que AMD y Yahoo ganarían más mercado.
David Goldman
NUEVA YORK (CNNMoney) -

Las grandes compañías son blancos fáciles para las medidas antimonopolio del Departamento de Justicia, las cuales podrían presagiar un buen futuro para algunos jugadores más pequeños, según algunos expertos.

Una razón por la que las compañías tecnológicas tienden a estar en las listas de observación antimonopolio es porque la tecnología siempre evoluciona junto con las compañías que buscan entrar a nuevos mercados de consumo con productos nuevos. El énfasis en "nuevos" es lo que facilitará al Departamento de Justicia el lanzamiento de la investigación, como indican los expertos.

"El obstáculo más grande de Obama con respecto a su política antimonopolio es que las cortes federales han desarrollado un conjunto de normas que benefician a los acusados, el cual dificulta la victoria del Departamento de Justicia", como dijo Keith Hylton, profesor antimonopolios de la Facultad de Derecho de la Universidad de Boston. "Esto vuelve al mercado de la tecnología atractivo para el equipo de Obama, porque habrá casos sobre los que la corte aún no ha emitido ningún tipo de regulación".

Christine Varney, Asistente del Ministro de Justicia y principal autoridad antimonopolio de la administración de Obama, anunció la semana pasada un cambio total de la era de las políticas de Bush que habían debilitado la capacidad del gobierno para controlar los monopolios.

También la semana pasada, los reguladores europeos impusieron un récord con la multa de 1,500 millones de dólares contra Intel Corp. por hacer pagos injustos a los fabricantes de computadoras para así retrasar o incluso cancelar los productos que contenían chips manufacturados por su rival AMD.

"Es posible tener ese tipo de ventajas con un producto en el sector tecnológico, porque no vale la pena comprar nada más", dijo Martin Reynolds, analista de la consultora tecnológica Gartner. "Se produce un efecto de inercia: un producto se hace de una masa importante y es difícil alejarte de ella".

Las formas más comunes para que las compañías tecnológicas ganen terreno en el mercado son las fusiones y las adquisiciones, pero la promesa de la administración de Obama de ser agresivos en el frente antimonopolios hará que este tipo de alianzas sean mucho mejor inspeccionadas por Estados Unidos.

He aquí un adelanto de algunos perdedores y ganadores potenciales en la nueva era antimonopolios.

Perdedores: los expertos dicen que las compañías que dominan sus áreas son los que más probablemente llamarán la atención de las autoridades antimonopolio.

Los analistas indican que sus listas de empresas tecnológicas con mayores probabilidades de llamar la atención están encabezadas por Google, quien ya ha pasado por el camino del antimonopolio. Durante la administración de Bush, Google fue meticulosamente examinado cuando intentó firmar una sociedad publicitaria con su rival Yahoo. Esta medida fue abandonada subsecuentemente.

"Google tiene un efecto durable en la red, pues se ha vuelto más valioso para los consumidores que para otros competidores", dijo John Harkrider, co-presidente del despacho antimonopolios Axinn Veltrop Harkrider LLP.

"Crear un producto que compita con Google no es difícil, pero hay tanta gente usándolo que sería difícil para cualquier otro entrar a ese mercado".

Google no se considera un blanco para el antimonopolio. 

"Sabemos que la competencia en Internet está a un clic de distancia, así que trabajamos duro para asegurarnos de ganar la confianza de nuestros usuarios y darles apoyo todos los días", dijo el vocero de Google, Adam Kovacevich.

"Hemos facilitado el acceso de los usuarios a los servicios de la competencia, hemos ayudado a otros negocios a ser más competitivos bajando su TI y sus costos de publicidad, y hemos desarrollado buscadores abiertos que fomentan la competencia".

Mientras tanto, Microsoft, quien ya está del otro lado de las cortes de Estados Unidos y de la Unión Europea  esta década, podría regresar al escrutinio dada la dominancia de su sistema operativo Windows.

Windows es barato comparado con competidores como Linux de Red Hat o Mac OS de Apple, además de que muchas PCs ya vienen con Windows pre instalado (83% según Gartner) y por consecuencia, un gran volumen de software está diseñado para computadoras con Windows, obligando a los consumidores a usar Windows quieran o no, según los expertos.

Apple es otro blanco posible; domina cerca del 80% del mercado MP3 con su línea Ipod. Apple tiene capital para invertir lo suficiente en desarrollar un Ipod que salga al mercado cada año. Esto atrae a los consumidores que quieren tener siempre el juguete más novedoso, como dijo Reynolds. 

Intel podría ser el blanco de más investigaciones, porque lanza nuevos procesadores casi tan rápido como Apple produce Ipods. Los analistas dicen que los nuevos microchips de Intel duplican el desempeño del chip del año pasado. Intel no tiene rivales que puedan competir con esa consistencia porque ninguna empresa tiene los ingresos que tiene Intel.

Ganadores: mientras que los competidores pequeños de las empresas dominantes pueden tener mucho que ganar con este nuevo panorama, existen algunas compañías más grandes que también podrían ganar.

Microsoft podría estar en ambos lados de la moneda, ya que las regulaciones a Google podrían ayudarlo a convertirse en un jugador fuerte en el mundo de la publicidad online. Yahoo también podría beneficiarse de cualquier regulación en contra de Google, ya que este ex gigante ha luchado con fuerza para igualar las ganancias publicitarias de Google.

AMD, quien inició su caso contra Intel en la Comisión Europea, también podría salir victoriosa si las regulaciones de Intel se mantienen después de la inminente petición. Los analistas dicen que AMD ya probó las ganancias de Intel hace algunos años, cuando desarrolló un procesador dual-core para PCs, pero desde entonces la compañía ha luchado para competir con su rival más grande.

"Cuando AMD tiene un producto absorbente en el mercado, funcionan muy, muy bien", dijo Reynolds. "Cuando no lo tienen, funcionan muy mal".

Oracle, quien recientemente anunció la adquisición de Sun Microsystems, podría ganar terreno en el mercado de consumo de software si Microsoft resulta estar violando leyes antimonopolio. Oracle y Sun ofrecen productos software al público de forma gratuita, y aún así no compiten con muchos productos de Microsoft, a los que los consumidores dan un fuerte seguimiento.
 
Los analistas dicen que no hay garantía en que la administración de Obama vaya tras las compañías tecnológicas en este impulso antimonopolios, pero esperan que las quejas por prácticas monopólicas aumenten y las grandes compañías se preocupen.

Ahora ve
Toto Riina, un sanguinario padrino de la Cosa Nostra, muere a los 87 años
No te pierdas
×