Acuerdo entre Intel y AMD, ¿Qué sigue?

A pesar del pago que otorgará a AMD, por 1,250 mdd, Intel enfrenta cerca de 80 demandas; el retiro de cargos por parte de AMD no impactará en las decisiones de los reguladores.
procesador-intel-computadora-RT.jpg  (Foto: CNN)
Roger Parloff
NUEVA YORK -

En el acuerdo de las quejas antimonopolio de AMD contra Intel a nivel mundial, Intel accedió a pagar 1,250 millones de dólares a AMD.

Además, ambas empresas renovaron un acuerdo de licencia cruzada por una patente, pero como Intel accedió a borrar lenguaje, según las interpretaciones de Intel, eso restringía la capacidad de AMD para obtener fabricación externa de sus semiconductores no subsidiarios.

Este nuevo acuerdo permitirá a AMD llevar a cabo su estrategia de trabajar "sin fábricas", es decir, contratando toda la producción de semiconductores en vez de depender de sus plantas de fabricación.

Bajo este acuerdo, Intel también accedió a abstenerse de una variedad de conductas exclusivas que siempre negó, mientras también rechazó haberse visto involucrado en ellas.

Aún así, el acuerdo dejará a Intel con cerca de 80 demandas levantadas por la protección del consumidor que han sido consolidadas en la misma corte federal de Delaware, donde se levantó el caso de AMD.

Aunque AMD también accedió a retirar los cargos que levantó contra Intel con reguladores de todo el mundo, este gesto no tendrá ningún impacto en las acciones que tomarán los reguladores.

De la misma manera, Intel tendrá que seguir luchando contra la queja de Cuomo, también levantada en la corte federal de Delaware, y también podría enfrentar un conjunto de cargos nuevos que ahora están siendo evaluados por la Comisión Federal de Comercio, la cual se cree está concentrada en la conducta "baratera" de Intel en el nuevo mercado de las computadoras netbook, incluyendo controversias que ya han llevado a litigios entre Intel y el diseñador de chips, NVIDIA. 

Además, Intel seguirá buscando apelaciones de decisiones finales en su contra mediante la Comisión Europea en mayo, y de la Comisión de Comercio de Corea en junio de 2008. 

La Comisión Europea golpeó a Intel con su multa más grande en la historia, de 1,460 millones de dólares, después de percatarse, entre otras cosas, de que estaba haciendo pagos ilegales a Dell, Hewlett-Packard, NEC, Acer, y Lenovo a cambio de acordar limitar su uso de chips AMD en alguna o en todas las líneas de computadoras.

También se enteró de que, desde hace más de 10 años, Intel había pagado a la cadena de ventas de computadoras más grande de Europa, Media Saturn Holdings, para que bloqueara la venta de computadoras de AMD.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Asimismo, la Comisión de Comercio de Corea descubrió que Intel había pagado a los fabricantes coreanos de computadoras, Samsung y Sambo, para que limitaran su uso de chips AMD.

En marzo de 2005, la Comisión de Comercio de Japón descubrió que Intel había hecho lo mismo con cinco fabricantes japoneses no identificados, que se cree eran Sony, Toshiba, NEC, Fujitsu y Hitachi. Intel llegó a un acuerdo por los cargos levantados en Japón.

Ahora ve
Donald Trump celebra el récord del Dow Jones
No te pierdas
×