Toyota ofrece disculpas a China

La empresa dijo que las piezas con defecto no fueron usadas en modelos para el mercado chino; el presidente de la automotriz, Akio Toyoda, se disculpó ante los consumidores del país asiático.
Akio Toyoda se diculpó en su mayor mercado, el chino, donde  (Foto: AP)
PEKIN (CNN) -

El presidente de Toyota Motor Corp, Akio Toyoda, ofreció este lunes una disculpa a los consumidores chinos por el enorme retiro de vehículos, que ha tenido un impacto limitado en ese mercado.

Los consumidores de China no necesitan preocuparse por las marcas Prius y Lexus debido a que las partes defectuosas detrás de los retiros no son usadas en China, dijo Toyoda ante una sala con más de 300 periodistas en Pekín.

Los problemas de Toyota han sido relativamente limitados hasta ahora en China, donde la firma ha retirado 75,552 vehículos RAV4 debido a fallas en los aceleradores.

Se reportó que Toyoda voló directamente de Estados Unidos a China para reunirse con funcionarios del Gobierno y reporteros locales, lo que subraya la importancia de un mercado automotor que sobrepasó a Estados Unidos el año pasado como el más grande del mundo.

"Seguiremos trabajando duro. Estoy aquí para ofrecer mis disculpas más profundas", dijo Toyoda ante una sala con más de 300 periodistas en Pekín, hablando con calma y sin signos visibles de emoción.

Toyota mantiene su meta de vender 800,000 unidades en China este año y añadió que espera que un manejo rápido del retiro del RAV4 restaure la confianza de los consumidores.

El RAV4 era el único modelo vendido en China que había experimentado un problema en el acelerador, indicó Toyoda, y remarcó que los consumidores chinos no debían preocuparse por el Prius o el Lexus porque las partes detrás de los retiros de esos modelos no eran usadas en China.

La compañía fundada por su abuelo ha retirado más de 8.5 millones de vehículos en todo el mundo por fallas en la aceleración y el freno, en una creciente crisis de seguridad que estalló en enero.

La mayoría de los retiros corresponden a Estados Unidos, donde las ventas de la firma en febrero habrían de haber recibido un duro golpe.

La visita de Toyoda a China ocurre en un momento en que la compañía ya está luchando con rivales como General Motors, Volkswagen y Ford Motor para aprovechar el apogeo del mercado automotor chino.

Posición global

"Está haciendo este viaje porque China se ha convertido en el mayor mercado automotor en el que Toyota se desempeñó por debajo del promedio el año pasado", sostuvo John Zeng, analista de IHS Global Insight.

"Si Toyota pierde a China, su posición global sería desafiada", añadió.

Las ventas de vehículos en China saltaron un 53% el año pasado, a 13.6 millones de unidades.

Toyota, que produce autos en China en alianzas con FAW Group y Guangzhou Automobile, incrementó sus ventas en sólo un 21%, a 709,000 unidades, alrededor de un 5% del mercado.

Analistas dicen que la tendencia se debió mayormente a que Toyota y otras automotrices japonesas, como Honda Motor, tienen relativamente pocos modelos pequeños y de bajo precio elegibles para las exenciones tributarias que han elevado las ventas y están al alcance de la mayoría de las familias de China.

Sus ventas en Japón no han sido afectadas seriamente por el retiro de su última versión del Prius y otros modelos híbridos. Los datos del lunes mostraron que las ventas de febrero crecieron casi un 50% desde las cifras deprimidas de hace un año.

La respuesta de la gente en China en general ha sido silenciada. Sin embargo, antes de la conferencia de prensa, guardias de seguridad arrastraron a, al menos, tres manifestantes chinos, quienes dijeron que reclamaban una disculpa pública de Toyota por las fallas en los frenos en autos que poseían.

"Se disculparon en Estados Unidos, pero China simplemente no les importa", gritó un manifestante, quien dijo apellidarse Zhang. "No pueden pensar sólo en hacer dinero, tienen que resolver los problemas de calidad"manifestó.

La visita de perfil bajo a China, avisada con poca anticipación y limitadas apariciones en público, contrastó con la publicitada presencia de Toyoda la semana pasada ante el Congreso de Estados Unidos.

El objetivo de Toyota de vender 800,000 autos en China este año representaría un crecimiento de alrededor de un 13% respecto del 2009, frente a un aumento de alrededor de un 10% que la mayoría de los analistas estimaban para este año en ese mercado.

En enero, la compañía elevó sus ventas chinas en un 53%, a 72,000 unidades.

Mientras que el retiro podría impactar sobre las ventas de Toyota en China en el corto plazo, no constituye necesariamente un gran problema para la firma, aseguró Zhang Xin, analista de Guotai Junan Securities en Pekín.

"Sé que algunos ahora tienen dudas sobre los autos de Toyota en China, pero no creo que eso dure mucho tiempo", sostuvo Zhang. "Si Toyota puede demostrar su valía y seguir sacando buenos autos con precios razonables, la gente seguirá comprando autos de Toyota", expresó.

Toyoda fue duramente cuestionado por legisladores estadounidenses la semana pasada debido a una serie de retiros que han deslucido la marca de la automotriz y su reputación de calidad, en particular en Estados Unidos, su mercado más grande.

Ahora ve
Mancera entrega las llaves de la primera casa antisísmica de la CDMX
No te pierdas
×