BP busca tapar fuga, sus acciones suben

Las títulos de la petrolera avanzaban 2.4% tras anunciar un nuevo intento de cerrar el derrame; el CEO de BP decidirá si usar el sistema ‘top kill’ que inyectaría líquidos en para sellar la fuga.
LONDRES/HOUSTON (CNN) -

Las acciones de la petrolera británica BP subían un 2.4% el miércoles, en medio de especulaciones de que la firma daría buenas noticias sobre sus esfuerzos para detener el derrame de crudo en el Golfo de México.

La empresa, sin embargo, dijo que no ha tomado aún una decisión sobre si avanzar o no con un proceso para sellar el pozo averiado con fluidos pesados y no dio detalles de cuando lo haría.

Analiza cierre del derrame

La petrolera BP decidirá este miércoles si realiza un complejo procedimiento para sellar la fuga de crudo que desde hace cinco semanas extiende una marea negra frente a las costas de Estados Unidos, bajo una intensa presión de la Casa Blanca para que contenga el desastre.

El derrame amenaza con desatar una catástrofe ambiental y económica en el área del Golfo de México.

"Más tarde lo revisaremos con el equipo y tomaré una decisión final sobre si debemos o no proceder", dijo el presidente ejectutivo de BP, Tony Hayward, al programa "Today" de la cadena NBC.

Si Hayward determina que es seguro el sistema al que denominan "top kill", y que consiste en inyectar líquidos pesados dentro del pozo averiado usando robots que actuarán sobre el lecho marino y después sellarlo, se llevaría a cabo el miércoles.

Luego, demoraría un día o dos más saber si fue exitoso, dijo el ejecutivo.

Un intento de este tipo nunca se realizó a 1.6 kilómetros de profundidad, donde está el pozo dañado.

Si la operación "top kill" se une a la lista de fracasos de BP por bloquear la fuga, el gobierno del presidente Barack Obama podría no tener otra opción más que asumir el papel central en la respuesta al que se considera sería el peor derrame petrolero en la historia de Estados Unidos.

En caso de que el procedimiento falle, dijo Hayward, el siguiente paso será usar un dispositivo de contención que será sellado en su parte superior y que será colocado tres o cuatro días después del intento de "top kill".

El senador demócrata por Florida Bill Nelson dijo que si BP no consigue solucionar la fuga el miércoles, Obama debe asumir el control de las operaciones de inmediato.

"Si las cosas no se arreglan hoy, creo que el presidente no tiene más opción (...) quizá con los militares a cargo", dijo a CNN. "Los militares tienen el aparato, la organización que pueda coordinar a las agencias civiles gubernamentales y resolver el asunto", añadió.

Demoras y fallas

Hasta el momento, los intentos de la compañía para frenar el derrame estuvieron rodeados de demoras y fracasos que alimentaron el enfado y la frustración de la Casa Blanca y de la población.

Obama dijo a sus asesores en días recientes que "tapen el maldito hoyo", y se dirigirá a la costa de Luisiana el viernes por segunda vez desde la explosión de una plataforma el 20 de abril que dejó 11 muertos y dio inicio al derrame.

Hayward fue criticado por haber dicho previamente que el impacto del derrame sería modesto.

"Hemos decepcionado a la gente con nuestra defensa de la costa, y vamos a redoblar nuestros esfuerzos", dijo a NBC, antes de explicar que había quedado "devastado" tras visitar una playa cercana el martes.

"Hubo toda una serie de fallas, el sistema para evitar reventones falló en tres oportunidades distintas", dijo Hayward a CNN, pero negó que obedecieran a un intento de ahorrar costos.

El ejecutivo llamó a la explosión del pozo "un accidente sin precedentes" y añadió: "este será un incidente transformador en la historia de la exploración en aguas profundas".

Pese a la frustración con BP -que admitió haber cometido un "error fundamental" al trabajar en la plataforma horas antes de la explosión- el Gobierno depende casi exclusivamente de la tecnología submarina de la petrolera.

Un sondeo de CBS News divulgado el martes muestra que un 70% de los estadounidense desaprueba el manejo por parte de BP del desastre, pero un 45% dio al Gobierno de Obama una evaluación negativa pese a sus esfuerzos por mostrar que está a cargo de los esfuerzos para contener la crisis.

BP dijo que el plan tiene entre un 60 y un 70 por ciento de posibilidades de éxito. Expertos de la industria en el Reuters Global Energy Summit dijeron que es "factible" y que tiene un 50% de oportunidad de funcionar, y minimizaron los temores a que se produzca una fuga mayor.

El día antes del intento, un grupo de capitanes de embarcaciones de pesca que no están trabajando se reunieron en Venice, Luisiana, y trataron de mostrarse optimistas.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

"Espero que funcione (...) Tengo dudas muy, muy grandes pero realmente espero que lo haga", dijo Larry Hooper.

 

Ahora ve
Terrorismo en Barcelona une en condolencias al mundo deportivo
No te pierdas
×