Yo sobreviví a la burbuja ‘puntocom’

Robert Turner perdió miles al estallar la crisis en 2001, pero su visión del riesgo no ha cambiado; el inversor sigue apostando por las acciones caras pero con previsiones de alto crecimiento.
computadora teclado burbuja tecnologica  (Foto: Photos to Go)
Scott Cendrowski

Robert Turner es un vidente de los mercados. Como gestor de dos carteras de crecimiento en su firma de inversión Turner Investment Partners, sabe cuándo y dónde comprar, evita las compañías con una ratio precio-beneficio baja y prefiere las compañías con previsiones de crecimiento. Después de todo, su lógica es: si una compañía duplicará sus ganancias en unos años... ¿por qué no pagar un poco más por la acción?

Sus apuestas son altas, su dinamismo enorme, un estilo que aman los inversores. Los activos en su compañía han crecido de 100 millones de dólares (mdd) en 1990 a más de 18,000 millones de dólares al día de hoy.

A veces su estrategia falla. En 2008, su principal fondo cayó casi 50%; en 2001 su fondo tecnológico perdió 70% tras la explosión de la burbuja tecnológica. Sus pérdidas suelen ser peores que las del mercado en general, pero sus retornos también superan a los del mercado. Por ejemplo, en 2009 su fondo en acciones de compañías con gran capitalización de mercado obtuvo un retorno muy superior al del índice S&P 500 (38% frente a 26%), una proeza que también logró en 2007 (22% frente al 5% de S&P).

Si crees que el mercado accionario se encamina hacia una caída aparatosa -como muchos lo pronostican- no atiendas sus consejos. Pero si crees que los precios de las acciones pueden subir más, entonces escucha a Turner. Ha producido a sus inversionistas mucho dinero cuando acierta en sus pronósticos.

En marzo de 2010 le decías a las personas que no se preocuparan por Apple, que aún podían comprar sus acciones, y hete aquí...

Creo que Apple es la compañía que hoy ofrece la mejor relación entre riesgo y recompensa. Es casi la única en la que puedes sentirte cómodo diciendo que las acciones no bajarán mucho, especialmente con todo el dinero en efectivo que tiene. Es increíble: es capaz de aumentar sus ingresos en 20% año con año, y de elevar 30% los beneficios. Entonces, la gran pregunta es ¿por qué la acción se cotiza a 10 veces sus estimaciones de ganancias?

Eso es lo que todo mundo se pregunta, ¿por qué?

Honestamente, no puedo responder. Podría decir que se trata de una fase de 'digestión', pues ha tenido un crecimiento extraordinario.

A la iPad 2 le está yendo bien. Las personas están expectantes de la llegada del iPhone 5 en julio o septiembre, o el próximo año. Yo creo que la acción subirá, aunque no sé cuándo, de 350 dólares a 450 dólares en un lapso breve. Para 2013 registrará una ganancia por acción de 50 dólares. A esas alturas, tendrán 100 dólares por acción en efectivo, y la acción debería negociarse en 500 dólares. 

El mercado hoy parece apostar por lo seguro. Los inversores están tomando posiciones defensivas, dicen que el sector energético y el tecnológico están out. ¿Se lo cree?

No. Creo que habrá un crecimiento económico sostenido, tanto global como en Estados Unidos. No extraordinario, pero sí un crecimiento estable. En cierto momento comenzarán a repuntar la economía y empleo. Claro, el reto que enfrentamos es que el sector privado está creando 270,000 empleos al mes, pero cada mes se pierden 30,000 empleos en el sector público. Sin embargo, hemos registrado expansión económica durante 20 meses más o menos. La mayoría de las expansiones económicas duran unos seis años. Así que, desde esta perspectiva, pienso que a las compañías que tienen un perfil de crecimiento cíclico les irá mejor que a aquellas con un crecimiento defensivo.

Usted posee acciones del gigante Qualcomm, ¿se trata de una compañía de crecimiento cíclico?

La computación móvil es, en efecto, una fuerza motriz. Todo mundo quiere una computadora en sus manos, y actualmente hay cerca de 4,800 millones de teléfonos celulares en el mundo. Unos 500 millones de esos teléfonos son inteligentes, y al final todos serán smartphones. Luego están las tablets, que han pasado de una pequeña base de 5 millones de unidades el año pasado a 50 o 60 millones este año. Así que puedes invertir en compañías fabricantes de chips, en compañías de redes.

¿Usted lo hace a través de Qualcomm?

Qualcomm tiene la ventaja de estar en casi toda tablet y smartphone. Otra compañía a la que le va terriblemente bien es ARM Holdings. Casi todos esos dispositivos tienen un chip fabricado por ellas.

¿Qué otro sectores, industriales o cíclicos, cree que irán bien?

Caterpillar ha tenido un buen desempeño por mucho tiempo. También Cummins. Estas compañías están beneficiándose del crecimiento de los mercados emergentes. Caterpillar lo hace directamente con la minería. Cummins con los motores diesel, y allí también hay un elemento cíclico: estos motores tienes que ser cada vez más amigables con el ambiente, así que Cummins aprovecha eso. Cummins también ha tenido presencia temprana en China, y con mayor peso que ninguna otra compañía, lo que le beneficia.

Otra es Ametek, es como una Danaher en chiquito. A Danaher le ha ido muy bien gracias a las adquisiciones estratégicas y a que ha transitado de áreas que no crecían rápidamente a áreas con un crecimiento más rápido. Ametek hace lo mismo, y lo hace bien. Es una empresa de 7,000 millones de dólares. Así que tiene más potencial de crecimiento que otras compañías más grandes.

Entonces, ¿espera que la economía avance y mejore?

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Claro, además el dólar débil beneficia a estas compañías. Es decir, el dólar débil es la razón por la cual las ganancias del índice S&P 500 ascenderán este año a 100 dólares por acción, y podrían potencialmente ascender a 110,115 dólares el año próximo. Todos se lamentan por la depreciación del dólar, pero no ves que empresas como Caterpillar, Cummins y Amatek se quejen de ello, pues es la mejor cosa que les ha pasado.

A menos de que haya una severa desaceleración económica, el crecimiento de las ganancias corporativas continuará siendo bueno. Creo que esa historia no se ha valorado: la forma en que las compañías han resistido y cómo han sabido aumentar sus ganancias.

Ahora ve
El cambio climático está afectando los lugares más bonitos del mundo
No te pierdas
×