Carlos Slim cierra refinería de cobre

La planta Cobre de México fue cerrada por razones ambientales y de costos, dicen fuentes; Grupo Carso es propietario de la refinería a través de su subsidiaria Condumex.
cobre2  (Foto: Thinkstock)
NUEVA YORK (CNN) -

Una de las tres refinerías de cobre de México que pertenece al Grupo Carso, del multimillonario mexicano Carlos Slim, cerró en marzo, lo que produjo una serie de consultas de los consumidores locales, según participantes del mercado basados en México y Estados Unidos. La planta Cobre de México, que utilizaba cobre blister como material sin refinar para producir cátodos, fue cerrada por razones ambientales y de costos, según fuentes basadas en México.

Un empleado de la planta, localizada en Atzcapotzalco, en las inmediaciones de la capital mexicana, dijo a Reuters que se detuvo la producción, pero no ofreció otros detalles.

Grupo Carso declinó hacer comentarios en torno al cierre de la instalación. El grupo es propietario de la planta a través de su subsidiaria Condumex, según datos de Reuters.

La planta no estaba produciendo a su capacidad plena, que según participantes del mercado se ubicaba en 150,000 toneladas por año, antes del cierre, según fuentes de la industria.

"Estábamos esperando el cierre. Se debió a que (la planta) está localizada en el centro de la ciudad. Debería haber cierta demanda adicional de cátodos de cobre debido a esto", dijo un operador en México.

La refinería, que es la más antigua de México según registros de Reuters, es una de las tres que posee el país. Las dos restantes son operadas por Industrias Peñoles y Grupo México.

Percepción de suministros ajusados

Cualquier compra adicional que resulte del cierre de la planta no inclinaría el equilibrio del suministro y la demanda en Estados Unidos, pero ha contribuido a la creciente percepción de un ajuste en la oferta en Norteamérica.

El interés ha ofrecido un punto positivo para los operadores estadounidenses que tuvieron un comienzo de año menos alentador.

Al igual que en el 2011, muchos fabricantes estuvieron satisfechos con sus niveles de inventarios en los primeros meses del año y han estado utilizando sus existencias del año pasado antes de recurrir a sus contratos de suministros del 2012.

"(El cierre) ha causado cierto revuelo en la actividad", dijo un operador estadounidense, que ha visto envíos terrestres de cátodos a la ciudad fronteriza de Loredo, Texas.

Debido a las preocupaciones por la seguridad, los proveedores entregan el metal en la frontera y dejan que sus clientes mexicanos organicen sus propia logística para el resto del viaje.

Dada la ausencia de un repunte en la demanda general, el mercado ha observado con sorpresa como han caído fuertemente los inventarios de la Bolsa de Metales de Londres (LME) en lo que va de este año, en particular en Estados Unidos.

Un 75% de los retiros totales de inventarios provinieron de los almacenes registrados de la LME en los estados norteamericanos de Mobile, Nueva Orleans, Chicago, St. Louis y Baltimore.

Operadores han atribuido una parte de esos retiros de inventarios a los envíos a los consumidores del sudeste asiático en reemplazo del material perdido debido a la interrupción de operaciones de la fundición y refinería Pasar de 215,000 toneladas por día de Glencore en Filipinas.

Esta planta ha permanecido cerrada desde comienzos de año debido a un incendio y no está prevista su reapertura hasta dentro de otros tres meses.

Pero los operadores también han referido que los retiros de inventarios se deben, además, a las prácticas en los almacenes, que trasladan el material de un depósito a otra instalación de la compañía, en lugar de reflejar un consumo verdadero.

Una parte de los cátodos de cobre, aunque representa una pequeña porción del total, se destina a los consumidores mexicanos, que habrían comprado el material para reemplazar la falta de suministros de Grupo Carso, según operadores.

"Glencore está reuniendo material para Pasar. Por otro lado, escuché que hay una refinería de cobre en México que está cerrando", dijo un operador basado en Nueva York, sobre el incremento de los negocios.

"He tenido consultas del mercado mexicano. Los clientes están solicitando suministros adicionales", sostuvo.

El interés ha ofrecido cierto alivio temporal en medio de una caída en las primas y de las crecientes existencias en China, que consume el 40% del cobre mundial, tras las festividades por el Año Nuevo Lunar.

Las primas en Estados Unidos se ubican entre 4.5 y 5 centavos por libra, aunque algunos operadores estiman los diferenciales en hasta 6 centavos.

"Al parecer hay cierta estrechez (en México), pero no creo que sea de largo plazo", dijo un segundo operador estadounidense, al describir los negocios en México como "buenos" y al mercado estadounidense como "irregular".

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

El inminente y planeado cierre de la fundición Garfield de Kennecott Utah Copper de Rio Tinto en mayo también ha contribuido a una mayor actividad

 

Ahora ve
Los hechos económicos que marcaron a México durante el 2017
No te pierdas
×