Google corteja a los desarrolladores

Ante la competencia de Apple, la firma busca atraer a los fabricantes de aplicaciones a Android; el crecimiento de su mercado obliga a la compañía a mejorar sus ofertas de software.
google android  (Foto: AP)
Alex Konrad

Los consumidores adoran el sistema operativo Android de Google: El 50% de los suscriptores de teléfonos inteligentes en Estados Unidos utilizan ahora un dispositivo que corre en la plataforma Android, según una encuesta reciente de Comscore. Pero, ¿lo aman los desarrolladores de software? No tanto.

No pienses mal, los desarrolladores están creando muchas aplicaciones para Android: 450,000 aplicaciones están disponibles en Google Play, la tienda de contenidos digitales de la empresa. Pero el sistema operativo iOS de Apple, con el 30% de la participación del mercado de consumo, lleva la ventaja en las aplicaciones. La App Store cuenta con más de 585,000 títulos, y algunos fabricantes de software confiesan que prefieren la plataforma de Apple, ya que es más fácil de usar; y sólo necesitan hacer que sus productos funcionen para la pequeña familia de dispositivos Apple.

Así que Google está trabajando duro para cortejar al mundo de los desarrolladores. Hace tres años, la empresa reclutó a Billy Rutledge, un desarrollador contratado al principio para trabajar con el código fuente de publicidad de Google, liderando un equipo de relaciones con desarrolladores de tres personas. Hoy en día, ese grupo cuenta con 28 empleados y está creciendo. Parte del trabajo de Rutledge es similar a dirigir una incubadora de empresas: Su equipo ofrece consejos a desarrolladores sobre cómo crear aplicaciones y se reúne con ellos para discutir los modelos de negocio.

En raras ocasiones, el equipo incluso llega a cortejar a desarrolladores que tienen una gran idea, pero que carecen de experiencia en Android, y los lleva a la sede de Google en Mountain View, California, para que asistan a talleres.

El elemento esencial de mantener a los desarrolladores contentos ha estado tradicionalmente presente en reuniones presenciales como las conferencias de la industria. Allí, Google y sus competidores pueden dar presentaciones y consultas con una alta participación de miembros de la industria. Rutledge dice que Android asistió a 75 reuniones de este tipo el año pasado. Incluso con su equipo desplegado por todo el mundo, Rutledge destaca que es un desafío permanente acercarse a los desarrolladores, por ejemplo, en Siberia, de lo que es en Mountain View.

Eso llevó a su equipo a determinar que las interacciones en línea no limitadas por la geografía sean una prioridad para 2012. El equipo planea realizar cincuenta cursos de capacitación en línea por trimestre en comparación con los once actuales; y también está programando más consultas virtuales usando la utilidad de video grupal Hangout de Google+.

A medida que su mercado se vuelve cada vez más global, el amplio alcance de Android a través de varios dispositivos provoca una de las mayores dificultades para los desarrolladores: Más de 1,000 dispositivos de todo el mundo utilizan el sistema operativo Android, lo que significa que el software debe tomar en cuenta múltiples tamaños de pantalla y especificaciones similares. Tratar de satisfacer todas esas variables es una presión -o un detrimento- para las pequeñas firmas de desarrollo. CRVN Interactive, una boutique que desarrolla apps, dice que sus clientes a menudo piden que su producto aparezca tanto en iOS como en Android, pero abandonar el acuerdo con Google tras el desarrollo tarda un 10-30% más, lo cual significa cobrar un precio más alto.

Mucho de ese precio puede provenir de la carga de programar y probar el código en una serie de dispositivos en comparación con el iPhone y el iPad. Incluso los grandes desarrolladores de aplicaciones como Yammer y Evernote dicen que es una carga programar y probar sus productos para Android en una gran serie de dispositivos. Rutledge dice que Google está trabajando con Netflix para emular el modelo de prueba del sitio de películas. Google está tratando de agrupar el amplio campo de los dispositivos Android en alrededor de 10 tipos. Al hacer pruebas en un modelo representativo de cada grupo, los desarrolladores podrían crear aplicaciones compatibles para el amplio ecosistema sin tener que pedir constantemente un nuevo dispositivo muestra.

Android se opone a la noción de que su desarrollo tarde inherentemente más que los proyectos comparables en iOS, y Rutledge sostiene que los desarrolladores que dominan Android pueden programar más rápido de lo que lo harían si se cambiaran a iOS. Pero con Apple como un firme punto de referencia, las empresas deben decidir si se comprometen con esa especialización. En Evernote, equipos independientes desarrollan para cada plataforma. "Casi nos gusta que compitan entre sí", dice, Phil Constantinou, director de productos de la empresa. Los ingenieros de Yammer tienen otra táctica: la compañía dedica los mismos recursos a Android y a iOS, y los desarrolladores se especializan más cuando una plataforma requiere una solución única.

El popular sitio web de viajes TripAdvisor tiene dos equipos, pero se separan para cubrir cada una de sus dos aplicaciones principales, no para enfocarse en un solo sistema. Los miembros de cada equipo con más experiencia en cierta plataforma pueden entonces proporcionar algún tipo de personalización al producto final.

"A los usuarios de Android realmente no les gusta cuando su aplicación se ve como la de un iPhone", explica el jefe de producto de TripAdvisor, Adam Medros. "Ellos compraron un Android por una razón".

Los usuarios de Android no necesitan preocuparse de tener clones de iPhone. Sin embargo, según Rutledge, las ofertas de desarrollo Android tomarán pequeños pasos hacia el enfoque altamente especializado de Apple. Aunque otros sistemas operativos móviles, incluyendo el de la marca de la manzana, ofrecen a los desarrolladores herramientas básicas, como bloques de código, que pueden ahorrar tiempo y dinero a los ingenieros de software, Google tradicionalmente ha adoptado un enfoque más laissez-faire.

Rutledge dice que eso está a punto de cambiar. Dice que su equipo planea compartir "mejores prácticas" de programación que los desarrolladores podrán copiar para realizar funciones estandarizadas como la navegación. Estas herramientas de programación aliviarían la carga del desarrollo entre creadores de aplicaciones de todos los tamaños, pero sobre todo podrían ayudar a las pequeñas empresas a concentrar sus recursos en la funcionalidad que podría ayudar a diferenciar su aplicación en el mercado.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

"No queremos ir al extremo de hacer moldes de galletas, en donde todas las aplicaciones tengan el mismo aspecto", dice Rutledge. "Sin embargo, los atajos pueden ayudar a los desarrolladores a llegar al mercado", Puede que no suene romántico en absoluto, pero así es como un gigante de la tecnología corteja.

Una versión más corta de este artículo apareció en la edición del 30 de abril de 2012 de Fortune.

Ahora ve
La lista de políticos estadounidenses acusados de acoso sexual sigue creciendo
No te pierdas
×