Barclays apuesta a la apertura en Pemex

Analistas del banco confían en que el Gobierno de Peña cumplirá su promesa de reforma energética; ve factible al menos un esquema de autonomía como la de Banxico, pero no descarta apertura total.
pemexcrudo  (Foto: Thinkstock)
Edgar Sigler /
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

La entidad financiera británica Barclays ve las condiciones necesarias para que se realice una reforma energética en México que impulse a Pemex y que incluso en su escenario más conservador permitirá a la paraestatal aumentar su producción y eficiencia.

"Creemos que las condiciones políticas para reformar son favorables, y que algún nivel de reforma se propondrá durante 2013", expresó el banco en una nota para inversionistas el miércoles pasado.

Barclays confía en que el Gobierno de Enrique Peña Nieto cumpla con su promesa de reformar a la paraestatal para el siguiente año, y considera que existen tres escenarios para su transformación.

La primera que no requiere una reforma constitucional le daría a Pemex una autonomía similar a la del Banco de México (Banxico).

"La propuesta se puede enfocar en hacer a la firma completamente autónoma, fuera del gabinete presidencial, con una administración independiente, similar al entramado legal de Banxico. (Para esto) será crucial diseñar una serie de normas de gobierno corporativo prácticas para que se lleve a la práctica", expresó Barclays.

Bajo este esquema, el banco estima que la carga impositiva sobre la paraestatal caerá del 71% al 61% de sus ingresos, liberando 7,900 millones de dólares (mdd) para la empresa.

Pemex, el mayor contribuyente del Gobierno, aportó más de 69,000 mdd en ingresos al Estado durante 2011, cerca del 7% del PIB; aunque esta baja del 10% en su aportación se puede compensar eliminando el subsidio a la gasolina, explicó el banco.

"Esa pérdida de ganancias por parte del Gobierno se pueden compensar eliminando el subsidio a la gasolina (11,000 mdd en 2011)", que junto a una reforma al sistema de pensiones de la petrolera, compensarán esa caída en los ingresos que aporta al Estado, abundó Barclays.

El banco ve un segundo modelo de reforma, el moderado, para que Pemex funcione como la petrolera saudita Saudiaramco, que sin quitarle el control sobre los hidrocarburos al Estado, sí requerirá una enmienda en la Constitución del artículo 28 para quitarle la "exclusividad".

"El nuevo entramado (legal) puede impulsar los joint ventures, similares a los anunciados de manera reciente como su alianza con Mexichem para producir cloruro de vinil", ejemplificó el banco.

Barclays mencionan que otros ejemplos de este esquema de empresa paraestatal se ven en Brasil (Petrobras) o en China (Sinopec y Petrochina).

Durante la campaña presidencial de este año se planteó el ejemplo de Petrobras como uno de los modelos más atractivos que pudiera seguir Pemex en un futuro.

La tercer vía para Pemex es la apertura total, lo que requiere de un cambio constitucional en el artículo 27 para quitarle el concepto de "área estratégica" a los hidrocarburos.

"Bajo este escenario, Pemex puede permitir inversión privada directa. El Gobierno se mantendrá como accionista mayoritario. La compañía será sujeta a la ley comercial, como cualquier otra firma en México, y el mercado de productos finales se abrirá", comentó el banco, aunque ve complicado que tal apertura se dé al menos en el corto plazo.

Pero una opción para el siguiente Gobierno, que tomará posesión el 1 de diciembre de este año, será permitir la inversión privada para la explotación del gas shale, un energético del cual México cuenta con la cuarta reserva más grande del país.

El Partido Revolucionario Institucional (PRI) cuenta con la mayoría en ambas cámaras, pero para realizar una reforma constitucional requiere de dos terceras partes de los votos en el Congreso, por lo que necesita de sus aliados políticos (PVEM y Panal) junto a la primera fuerza de oposición, el Partido Acción Nacional (PAN), para impulsar un cambio en la ley.

Barclays estima que con una reforma de mediano alcance, México puede llegar a producir 4 millones de barriles de crudo al día, algo que no sólo el dará la vuelta a la declinación que ha vivido la producción desde 2004, sino que superará el récord histórico de la paraestatal.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

"La consecuencia de estas mejoras para el crecimiento será considerable pues estimamos un impulso de 1.5% del PIB en el mediano plazo, gracias al incremento de la producción de crudo, sin contar la repercusión derivado de un mercado energético más flexible y menos costo", explicó la entidad financiera.

El equipo de transición del Gobierno entrante ha tomado la reforma energética entre una de sus prioridades.

Ahora ve
La lista de políticos estadounidenses acusados de acoso sexual sigue creciendo
No te pierdas
×