Autos eléctricos, apuesta perdida

La firma de baterías verdes para vehículos, Better Place, presentó una petición de liquidación; los planes a largo plazo de la empresa se cayeron porque no previó el rápido aumento del petróleo.
better place  (Foto: Cortesía Fortune)
Dan Primack
FORTUNE -

La compañía de servicios para autos eléctricos Better Place planea declararse en bancarrota en los próximos días, descubrió Fortune.

La medida se producirá siete meses después de la destitución del carismático fundador Shai Agassi, y cinco meses después de que su sucesor -Evan Thornley, presidente ejecutivo de Better Place Australia- también saliera de la empresa.

Agassi también fue un importante accionista de la compañía, que había recaudado más de 700 millones de dólares de empresas como HSBC, General Electric, Israel Corp., Lazard Asset Management, Morgan Stanley y VantagePoint Capital Partners.

Better Place originalmente fue lanzada a finales de 2007 para construir una red de estaciones de intercambio de baterías para autos eléctricos (básicamente, un giro en las estaciones de carga). Su premisa era que el mercado de autos eléctricos finalmente despegaría gracias al aumento de los precios del petróleo y a la disminución de los automóviles tradicionales. Y, cuando eso sucediera, Better Place ya estaría totalmente construido y listo para dar servicio.

Pero cuando el petróleo llegó a 125 dólares por barril y General Motors se declaró en bancarrota tras sólo 18 meses de existencia de Better Place, ese plan falló en ejecutarse.

"La compañía no se benefició cuando las cosas que pensaba que sucederían en más de una década sucedieron en el transcurso de un año", dice una fuente cercana a la situación. "En definitiva, la idea siempre estuvo basada en la escala, y simplemente no construyó lo suficientemente rápido o lo suficientemente bien".

También me acerqué a mi colega de Fortune Brian Dumaine, quien ha cubierto a Better Place en el pasado. Él cree que la compañía subestimó el tiempo y el costo de todo, desde la compra de tierras hasta lidiar con los permisos para destrozar calles para instalar los cargadores.

Añade que otro problema importante fue que la mayoría de los fabricantes de automóviles eléctricos -como Tesla Motors- no veían razón alguna para fabricar o instalar baterías intercambiables, ya que el sistema de baterías y control son considerados la 'salsa secreta' de cada fabricante de autos eléctricos. La única excepción fue Renault de Nissan, que produjo un vehículo compatible con Better Place.

No se sabe aún lo que Better Place planea hacer con sus activos. Un portavoz de la compañía no ha respondido a una solicitud de comentarios.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Actualización: Better Place ha presentado una petición de liquidación ante un tribunal de Israel. En una carta a los clientes, el presidente ejecutivo Dan Cohen dijo que la empresa recomendará que el liquidador, una vez designado, continúe operando la red de estaciones de forma temporal para que a los clientes se les dé una cantidad razonable de tiempo para hacer planes alternativos.

Y agregó: "Quiero darles las gracias... por confiar en nosotros, por caminar con nosotros en los días difíciles y por el valor de ser los primeros en participar en cambiar al mundo. Fueron socios plenos en el proceso, y nosotros valoramos y apreciamos el camino que caminaron con nosotros".

Ahora ve
Google lanza tres nuevas apps gratuitas de fotografía
No te pierdas
×