12 puntos sobre los pasivos de Pemex

La paraestatal tiene deudas por pensiones y jubilaciones por 1.15 billones de pesos; el pasivo creció por la falta de un sistema para fondear esos beneficios.
gasolina  (Foto: Agencias)
Francisco Rivera
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

La discusión legislativa para reglamentar la reforma energética ha desatado una polémica en torno a los pasivos laborales de Petróleos Mexicanos (Pemex) y la Comisión Federal de Electricidad (CFE).

Con la nueva legislación, se busca que ambas compañías se preparen para transitar al nuevo régimen de empresa productiva del Estado.

El PRI y el PAN, impulsores de la propuesta, indican que para poder competir con empresas privadas, ambas firmas deberán quitarse de encima pasivos —1.15 billones de pesos en el caso de Pemex y 507,000 millones de pesos en el caso de la CFE— y que el Estado asuma parte de esta deuda.

A continuación 12 puntos para ilustrar el tamaño del problema de Pemex, la empresa con el pasivo más grande.

1. La deuda de Pemex por el costo de pensiones, jubilaciones y otros beneficios del sindicato creció 3.36 veces entre 2004 y el primer semestre de este año, al pasar de 342,270 millones de pesos a 1.15 billones de pesos.

2. Este pasivo creció por la falta de fondeo al sistema de pensiones, según el diputado del PRI y tesorero del sindicato petrolero, Ricardo Aldana. La desinversión de Pemex en los ochentas y noventas afectó al fondo pensionario, pues el dinero que debía ir a este rubro se mandaba a otros, expone el presidente de la consultora GMEC, Gonzalo Monroy.

3. El amplio gasto público destinado a este rubro refleja las amplias prestaciones que reciben los pensionados en los Contratos Colectivos de Trabajo, opina Gerardo López, académico de la Universidad Panamericana.

4. La mayoría de los 150,000 trabajadores está sindicalizada, lo que genera que cada trimestre se deba usar una parte importante de sus recursos en pagar estas obligaciones. Hasta 2012, Pemex tenía 95,617 pensionados, que recibían una pensión promedio de 15,700 pesos al mes, según la Auditoría Superior de la Federación.

Un ejemplo de lo que representa este gasto: en 2013 Pemex destinó cerca de 13% de su gasto sólo al pago de esas obligaciones.

5. En el caso de reducción de puestos, la empresa debe reacomodar a cualquier trabajador de planta antes de separarlo y se podrá convenir su jubilación en condiciones especiales. Es decir, sin cubrir los requisitos para la jubilación por vejez y por incapacidad total y permanente para el trabajo.

6. Los trabajadores que acrediten 25 años de servicios y 55 años de edad tendrán derecho a una pensión que se calculará tomando como base el 80% del promedio de salarios ordinarios en el último año de servicios. Por cada año más después de cumplidos los 25, la pensión crecerá 4% hasta llegar al 100% como máximo.

Esto significa una carga fiscal importante y además la pérdida más importante que es el activo humano, indica Gonzalo Monroy. “Hoy no tenemos la cantidad de ingenieros preparados para lo que se viene […], de dónde vamos a sacar los reemplazos”, agrega.

7. Los empleados tienen derecho a una pensión jubilatoria por incapacidad derivada de riesgo de trabajo. El porcentaje varía en función del grado de la incapacidad y los años en servicio. Además de la pensión, el patrón debe pagar una prima de antigüedad por servicios prestados de 20 días de salario ordinario por cada año de trabajo, según el Contrato colectivo de trabajo 2013-2015 de Pemex.

8. Los jubilados tienen derecho a que el importe de su pensión crezca anualmente con el mismo porcentaje que se otorgue a los empleados en las revisiones contractuales y salariales, de acuerdo con el Contrato vigente.

9. Entre otros beneficios que reciben los jubilados, según el Contrato Colectivo de Trabajo vigente hasta el 2015, destacan la atención médica para él y sus derechohabientes, el descuento del 50% al adquirir gasolina Magna y aceite lubricante, el reembolso mensual del 100% del importe de 135 kilogramos de gas doméstico y 2,943 pesos mensuales para la compra de canasta básica de alimentos.

10. También tienen derecho a préstamos por el equivalente hasta de 90 días del importe de su pensión jubilatoria y aguinaldo anual.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

11. Si fallece el jubilado, los gastos funerarios que reciban sus familiares no podrán ser inferiores a los 22,813 pesos. Los familiares o derechohabientes designados recibirán un seguro de vida por 59,111 pesos; la viuda o mujer que haya vivido con el jubilado fallecido recibirá los beneficios de los descuentos en gasolina y aceite lubricante y el apoyo a la canasta básica.

12. El jubilado tiene derecho a recibir una aportación financiera de 119,352 pesos dentro de los dos años siguientes a la fecha de su jubilación, por los intereses o gastos que se pudieran haber generado en operaciones para la compra, construcción o ampliación de casa-habitación, así como la reparación o mejoras de vivienda con recursos propios, según el Contrato Colectivo de Trabajo 2013-2015.

Ahora ve
Fiscal general de EU culpa a migración por pandillas y terrorismo en el país
No te pierdas
×