Cerveza artesanal, un mercado con sed de crecimiento

La racha de adquisiciones cerveceras ha generado cuatro gigantes del sector liderados por AB InBev; la cerveza artesanal parece un mercado tentados con amplias posibilidades de crecimiento.
cerveza 2  (Foto: Getty)
Ben Rooney
NUEVA YORK -

Grandes cambios se están gestando en el negocio de la cerveza. Sírvete una bien fría mientras te contamos los detalles.
En primer lugar, ya no se trata sólo de beberse la vieja cerveza. Cada vez más consumidores en Estados Unidos consumen cervezas artesanales costosas y de sabores vendidas en los mercados locales.
Pero si el mercado de la cerveza artesanal es pequeño e hiperlocal, el gran mercado de la cerveza es enorme y e hiperglobal.
Las mayores empresas cerveceras han cortejado agresivamente a los nuevos mercados en países lejanos. Asia, liderada por China, está tomando más cerveza tipo lager y ale.
Y las empresas con ambición global necesitan tamaño y peso. Así que, se han estado comprándose unas a otras hasta el punto en que casi todas las marcas reconocidas son propiedad de cuatro corporativos.
Anheuser-Busch InBev, Heineken, SABMiller y Carlsberg controlan el 70% del mercado mundial de casi 150,000 millones de dólares. Conformadas por la unión de productores de cerveza de todo el mundo, han dado lugar a una gama tan variada de cervezas globales que puede hacer que la cabeza te dé vueltas.
Anheuser-Busch InBev, la más grande de todas, se formó a partir la unión del gigante de las bebidas belga InBev y de la potencia estadounidense Anheuser-Busch. En su cartera se encuentran Budweiser y Bud Lite, las cervezas de mayores ventas en Estados Unidos. También es propietaria de la cerveza importada más popular de Estados Unidos: Corona y muchas otras.
Al parecer, eso no es suficiente. Hay reportes de que AB InBev quiere ser todavía más grande y está recaudando fondos para comprar a SABMiller, la tercera mayor cervecera del mundo.
SABMiller es más conocida en Estados Unidos por sus marcas Miller Genuine Draft y Miller Lite. SABMiller se formó en 2002, cuando South African Brewers (o SAB) compró a Miller Brewing Company. El gigante de la cerveza con sede en Londres también compró a Fosters de Australia hace algunos años.
Como no quería ser percibido como un rezagado, recientemente hizo una oferta de compra por Heineken, el segundo mayor fabricante de la cerveza del mundo.
Heineken, mejor conocida por su marca homónima, rechazó la oferta. La cervecera holandesa posee cientos de cervezas premium, regionales y de especialidad en Europa.
Y al igual que los otros gigantes de la cerveza, Heineken también se ha estado expandiendo en Asia. En 2012, compró Asia Pacific Breweries, fabricante de las marcas Tiger y Bintang de Indonesia, por 4,600 millones de dólares. También ha estado comprando fábricas de cerveza a través de África y Sudamérica.
Pero la cerveza más popular en el mundo es una que muchos en el hemisferio occidental probablemente nunca han oído nombrar. Snow es la cerveza más consumida en el mundo y se vende en China. La cerveza lager está hecha por China Resources Enterprise y SABMiller. Los chinos bebieron 10,300 litros de Snow el año pasado.
China superó a Estados Unidos en 2010 para convertirse en el mayor mercado en el mundo, en términos de volumen total, según la firma de investigación de mercado IBISWorld.
SABMiller también es propietaria de una participación mayoritaria en una empresa conjunta con Molson Coors, que en sí misma es una colaboración entre empresas canadienses y estadounidenses. Esa empresa conjunta, llamada MillerCoors, vende cervezas reconocidas como Coors Lite, Keystone y Blue Moon, entre otras.
A medida que las grandes compañías cerveceras se vuelven cada vez más grandes, las pequeñas cerveceras son las que reciben toda la atención en los bares de los vecindarios.
Los fabricantes de cerveza artesanal, a menudo llamados microcervecerías, fabrican pequeñas cantidades de cerveza en varios sabores y colores y por lo general sólo venden en su mercado local.
Las ventas de cerveza artesanal subieron más de 17% el año pasado, aun cuando las ventas totales de cerveza disminuyeron, según la Brewers Association, que representa a los pequeños fabricantes de cerveza.
Samuel Adams, elaborada por Boston Beer, es la marca de cerveza artesanal de mayor venta en Estados Unidos. Pero la mayoría de las cervezas artesanales son, por definición, pequeñas, y producidas y vendidas localmente.

Ahora ve
Barack Obama sorprende a niños con una bolsa gigante de regalos
No te pierdas
×