CEO de Uber, demandado por plagiar la idea del servicio

Kevin Halpern, fundador de Celluride, asegura que Travis Kalanick plagió su idea en 2006; Halpern dice que le platicó al CEO de Uber un proyecto de taxi con GPS pedido por celular.
uber springfield  (Foto: Getty)
Aaron Smith
NUEVA YORK -

Un empresario de Silicon Valley demandó al fundador y CEO de Uber, Travis Kalanick, por 1,000 millones de dólares acusándolo de plagiar su idea de un servicio vehicular.

Kevin Halpern, fundador de una empresa similar llamada Celluride, afirma que él compartió sus ideas sobre un servicio de taxi con GPS y activado vía teléfono celular con Kalanick en el año 2006, y que Kalanick robó su idea para crear Uber.

Halpern presentó la demanda en la Corte Superior de San Francisco el jueves y detalló su acusación en un video de Youtube titulado ‘Grand Theft Uber’.

"Kalanick creó una réplica exacta de Celluride y lo llamó Uber", afirma Halpern en el video. "En 2006, años antes de que Uber fuera fundada, yo compartí con Kalanick la idea de Celluride en numerosas ocasiones, y le detallé los planes de una nueva industria".

Durante una conferencia de prensa el jueves, el abogado de Halpern, Chris Dolan, dijo que Halpern nunca consiguió los fondos para que Celluride fuera un servicio vehicular operativo.

Halpern explica cómo Kalanick era su vecino de oficina en San Francisco y tenía problemas con sus propios emprendimientos. El CEO de Uber se ganó su confianza mientras compartía sus ideas sobre Celluride, ideas que luego utilizó para su servicio.

"Kalanick violó flagrantemente la propiedad intelectual de Celluride, secretos comerciales y años de nuestra investigación", expresa Halpern en el video.

La demanda cita 1,000 millones de dólares en daños y perjuicios, pero no estipula la cantidad que están buscando.

Por su parte, Uber negó las acusaciones. "Estas afirmaciones son totalmente infundadas", declaró la portavoz Kristin Carvell en un correo electrónico a CNNMoney. "Nos defenderemos enérgicamente contra ellas".

Uber no es ajeno a la controversia. El año pasado, Gett y Lyft, empresas rivales en el servicio de automóviles, acusaron a los empleados de la empresa de ordenar y cancelar miles de sus viajes.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

El año pasado, un conductor en Boston fue acusado de violar a una pasajera. Y en otro suceso, el ejecutivo Emil Michael sugirió como estrategia una campaña de desprestigio contra los periodistas que han criticado a la compañía.

En este momento la firma está recaudando dinero en una ronda de financiación que elevaría su valor a 50,000 millones de dólares. Dado que es una empresa que no cotiza en bolsa, es difícil evaluar su verdadero valor.

Ahora ve
Donald Trump reaviva con Marshawn Lynch su polémica con la NFL
No te pierdas
×