OPINIÓN: Por qué el Mundial detona trastornos mentales a los aficionados

La euforia y preocupación de los partidos del Mundial pueden ser catalizadores de depresión y adicciones a las personas con predisposición
freud
psicologia psicoanalisis salud mental  freud
Doris González Rhode
Autor: Doris González Rhode | Otra fuente: 1
NULL -

Nota del Editor: Doris González Rhode es directora del departamento de Salud y Bienestar del Tecnológico de Monterrey campus Santa Fe, ubicado en la Ciudad de México.

(CNNMéxico) - La fiebre del mundial como cada cuatro años trae grandes momentos para los aficionados del futbol. Entre playeras y porras la gente demuestra simpatía por los diferentes equipos, se reúnen entre amigos, compatriotas y familiares para dar ánimo a su selección. Pero ¿hasta dónde el fanatismo y la unión para vivir este evento mundialista se vuelve un detonador de trastornos?

Los especialistas en la salud mental han notado que la euforia, preocupación y frustración que producen los partidos del mundial llevan a las personas que están predispuestas a la ansiedad, depresión y adicciones a detonarla, dañando así la productividad laboral, capacidad para tomar decisiones e inclusive a desarrollar problemas económicos, sociales y  familiares.

Los síntomas para diagnosticar algunos de estos trastornos pueden variar dependiendo la duración, intensidad y frecuencia, por lo que un psicólogo o psiquiatra tendría que evaluar la situación; sin embargo la posibilidad de que una vez instalado el trastorno prevalezca es alta, lo anterior debido a la forma repentina en la que se presentan y a los efectos ya generados sobre la vida diaria del individuo.

Pero ¿cómo evitar caer en uno de estos trastornos, cuando la sociedad en general está inmersa en el tema del Mundial? Algunas empresas previendo los costos económicos que esto puede traer, han controlado un poco la situación designando un espacio para que todos los empleados se reúnan a ver los partidos, teniendo así un control sobre el tiempo que estos invierten en ello, asegurando que no habrá consumo de bebidas alcohólicas, brindando un ambiente  saludable, formal y con esto cierta contención.

Cabe mencionar que no es el futbol en si el que genera ansiedad, este es el detonador en las poblaciones y en personas con ansiedad latente, por lo que es un catalizador de frustraciones cuando no se sabe manifestarlas.

Pareciera que los espacios en donde se transmite dan cabida a sacar todas las frustraciones o impulsos y esto no sería un problema si la duración de la catarsis fuera sólo de 90 minutos que dura el partido; desafortunadamente se prolonga y se vuelve constante afectando el resto de las actividades individuales. Siendo esta la  característica principal que detona los trastornos y tumultos que generan caos.

Si bien es difícil evitar que una persona caiga en estos trastornos o bien en el fanatismo excesivo, lo que buscamos en un futuro sería poder prever situaciones catastróficas causadas por euforia como la que sucedió en el crucero MSC Divina, que recorre Brasil, en donde según el testimonio de cuatro personas un mexicano “decidió arrojarse por la borda del piso 15 del barco".

Como sabemos el Mundial se repite cada cuatro años por lo que le recomendamos tomar las siguientes medidas en futuras ocasiones:

1) Evitar pensamientos repetitivos que generen incertidumbre y/o grandiosidad.

2) Calendarizar los eventos y respetar los horarios establecidos.

3) Generar objetivos a corto plazo que permitan no abandonar la vida laboral ni familiar.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

4) Designar un horario para ejercitarse.

5) Tratar de incluir en medida de lo posible a la familia o a personas que brinden cierta contención.

Ahora ve
Varios puntos de Estados Unidos están a la expectativa por el eclipse
No te pierdas
×