Científicos investigan qué animal devoró a un tiburón blanco de 3 metros

El dispositivo que rastreaba al tiburón indica que lo devoró otro animal, según el análisis de investigadores australianos
tiburón
tiburón animales  tiburón
Autor: Carter Maguire, especial para CNN
(Reuters) -

Investigadores australianos están en la búsqueda de lo que llaman un "misterioso monstruo marino" que devoró a un tiburón blanco de casi tres metros de largo.

Un dispositivo de localización colocado en el tiburón fue encontrado en la orilla de la playa, y después de un análisis mostró que sufrió un rápido aumento de temperatura y una inmersión de 580 metros bajo las olas.

Los científicos atribuyen el alza de más de 30 grados de temperatura a que el tiburón entró en el sistema digestivo de otro animal, y la inmersión podría ser explicada por el rápido descenso del cazador. Los investigadores encontraron el dispositivo a cuatro kilómetros de donde fue etiquetado el tiburón.

La situación, que ocurrió cuatro meses después de los investigadores etiquetaran al tiburón fue contada en Hunt for the Super Predator del Instituto Smithsoniano de Documentales, que saldrá al aire el 25 de junio en Estados Unidos.

"Cuando me dijeron por primera vez los datos arrojados por la etiqueta, estaba absolutamente sorprendido", dijo el cineasta Dave Riggs en el documental.

La pregunta, que no solo vino a mi mente sino a la de todos los involucrados fue, ¿Qué hizo eso? Obviamente fue devorado. ¿Qué se comería a un tiburón tan grande? ¿Qué podría matar a un tiburón blanco de tres metros?

Estudios adicionales de tiburones en el área proveen posibles respuestas a la pregunta: según investigadores, tiburones más grandes fueron encontrados en el lugar donde el tiburón blanco encontró su destino.

¿Quieres más noticias como esta?
Recibe nuestros artículos sobre viajes, moda, lujo, cultura y estilo.

Estos tiburones gigantes, dicen los científicos, son suficientemente grandes para poder comerse a otro tiburón blanco y son capaces de sumergirse a la velocidad y profundidad registrada por el dispositivo.

No es una situación sin precedentes para los tiburones comerse a otros, y los investigadores postulan que la causa más probable de este caso es un tiburón caníbal de dos toneladas. 

Ahora ve
Así se apagó la torre Eiffel por las víctimas de Barcelona
No te pierdas
×