Nuestros cerebros responden más a los amigos que a los extraños

Un estudio demuestra que los cerebros de las personas son más sensibles a los conocidos que a los extraños
amigos
amigos  amigos
Elizabeth Landau
Autor: Elizabeth Landau
(Reuters) -

Tus amigos pueden importarte de formas que ni siquiera puedes ver, a nivel de los circuitos neuronales del cerebro.

Resulta que la línea media frontal del cerebro, un área entre los dos hemisferios que está relacionada con la socialización y la forma en que piensas de ti mismo, también muestra una mayor respuesta ante amigos que ante extraños, incluso desconocidos con intereses y estilos de vida similares a los tuyos, dijo Fenna Krienen, estudiante de posgrado de la Universidad Harvard y principal autora de un nuevo estudio sobre la tema.

"Descubrimos que la cercanía en realidad parece importarle mucho más a esos circuitos en el cerebro que la similitud", dijo.

Para el estudio de Krienen, publicado en Journal of Neuroscience, se hicieron  cuatro experimentos de imágenes magnéticas funcionales diferentes, con la finalidad de explorar la actividad cerebral y los vínculos sociales. Un total de 98 personas participaron.

Los científicos analizaron cómo el cerebro responde a extraños que tienen intereses diferentes a los de los participantes, comparados con personas desconocidas pero con intereses comunes, y si la reacción correspondía a lo que observaron con sus amigos.

Algunos participantes vieron las fotografías que llevaron de dos amigos e intentaron adivinar cómo éstos responderían a preguntas muy particulares.

Uno de los amigos debía ser considerado similar al participante y el otro diferente. Lo mismo hicieron los desconocidos.

Los investigadores inventaron biografías y les adjuntaron fotos que otras personas implicadas en los estudios habían llevado de sus amigos con anterioridad. Algunas de las biografías mostraban intereses similares a las de los participantes.

En el estudio se descubrió que no importaba si los extraños tenían intereses similares o distintos; la tendencia fue que los extraños no produjeron el mismo efecto en las regiones prefrontales medias y en las regiones asociadas como sucedió con los amigos.

Tampoco importó si los participantes consideraban a los amigos parecidos o diferentes a ellos. Las regiones cerebrales relevantes mostraron mayor respuesta de ambos tipos de amigos en comparación con los desconocidos.

"En cada caso parecía que los amigos fueron procesados con mucha mayor actividad neuronal en las redes del cerebro que los extraños", dijo Krienen.

Más precisamente, los científicos vieron aumento de los niveles de oxigenación en la sangre en la línea media frontal y en regiones asociadas. Eso indica incremento en la actividad neuronal en esas áreas.

¿Quieres más noticias como esta?
Recibe nuestros artículos sobre viajes, moda, lujo, cultura y estilo.

En otras investigaciones se ha mostrado que esa área cerebral, además de las respuestas sociales, también está involucrada con las tareas que requieren calcular recompensas esperadas y tomar decisiones.

Anteriores investigaciones también han observado esas regiones para responder la pregunta de cómo el cerebro responde a extraños, pero esta es la primera mirada a cómo la similitud entre conocidos y de extraños puede jugar un papel en eso, dijo Krienen.

Ahora ve
Estatuas de la Confederación, los símbolos de la discordia
No te pierdas
×