Una ex paciente de cáncer cuenta lo que odia escuchar sobre su enfermedad

Romper en llanto, ponerle apodos o tratarlo como un muerto viviente no ayuda a ninguna persona que tenga cáncer
cortesia  Sé amable, pero no le tengas lástima
Amanda Enyati
Autor: Amanda Enyati
(Reuters) -

Hablemos sobre la etiqueta y el 'protocolo del cáncer'. Yo la llamaría una etiqueta de enfermedad grave. Aunque debo especificar que el cáncer es lo que conozco, y tal vez las reglas son diferentes de enfermedad a enfermedad. Pero en cualquier caso, enterarse que alguien padece cáncer o cualquier enfermedad grave, es horrible.

No te pongas a llorar

Oír malas noticias es impactante y devastador, aunque sin duda es mucho peor para la persona enferma. Así que contrólate.

Puedes ser auténtico, mostrar un poco de emoción, incluso derramar una lágrima, pero por favor no lo conviertas en un asunto sobre ti, y ciertamente no pongas al enfermo en una posición de tener que consolarte mientras sollozas.

Contrólate por un minuto o dos, y deja que la persona enferma establezca el tono. Tal vez la persona quiere que le tomes la mano y llores con ella. Tal vez quiere que te sientes y escuches. O tal vez quiere que digas las 101 razones por las que va a sobrevivir. Es su decisión, no la tuya.

Si no sabes qué decir, no te preocupes, cualquier variación de “lo siento mucho”, “te quiero”, “mis oraciones/pensamientos están contigo”, son perfectamente buenos.

No asumas que va a morir

Si te enteras de que alguien tiene cáncer porque alguien más te lo contó, no la llames rompiendo en llanto y diciendo cosas como “¿Por qué todos los buenos tienen que morir?”. Sí, es cierto que todos los buenos tienen que morir. Pero los malos también. Todos morimos en algún momento.

Además, probablemente no está bien que declares muerta a una persona aún viva, que está sentada ahí al otro lado de la línea telefónica, por algo que probablemente espera superar (incluso si no lo admite).

Lo que me lleva al siguiente punto: la paciente de cáncer puede, o puede no morir. Hay muchas personas que sobreviven al cáncer –tanto en etapa temprana como avanzada- y nunca tuvieron una recurrencia de la enfermedad, incluso si los doctores anticipaban una alta probabilidad de que la tuvieran.

He leído testimonios de personas que les quedaban semanas y días de vida, y que viven décadas después. La recuperación es una mezcla de muchas cosas y una de ellas es la gracia, algo que ninguno de nosotros podrá empezar a predecir o cuantificar.

Siguiente regla: no busques las probabilidades. No menciones las probabilidades. No confirmes las peores pesadillas del paciente de cáncer.

¿Qué? ¿Que sólo están siendo 'realistas'? Bueno, metan su realismo a sus lugares innombrables y déjenlo ahí.

No le pongas apodos

No le pongas a nadie que luche contra el cáncer un apodo que contenga la palabra ‘cáncer’. Alguien a quien quiero me decía Chica Cáncer, como si yo fuera una superheroína o algo así. Incluso cuando estaba enfrentando la enfermedad, no quería oír la palabra cáncer, mucho menos asociada conmigo como apodo, así que quería pegarle cada vez que decía esas palabras.

No le tengas lástima

Digamos que eres un conocido de alguien que está luchando contra el cáncer. Asegúrate que cada vez que te lo encuentres, tu cara no se arrugue para mostrar pesar, juntando tus cejas sobre un par de ojos de cachorro mientras lloriqueas “¿Cóoooomo estás?” en una voz de telenovela.

Probablemente la persona estaba bien hasta el momento en que te vio y le arruinaste el resto de su día con tu lástima falsa.

Por otro lado, cuando el paciente, hombre o mujer, esté en tratamiento, ni siquiera le digas que se ve calva, delgada, hinchada, pálida, gris, roja, enfermiza, incluso si es cierto. Miente si es necesario, dile que está radiante, bella, vibrante, viva.

Un día, cuando estaba en medio de un tratamiento de quimioterapia, la maestra de preescolar de mi hija dijo: “¿No se supone que deberías verte peor durante la quimio? ¿Cómo haces para verte más bella cada día?”.

Juro que quise abandonar a mi esposo en ese momento y casarme con esa mujer. La adoraré por el resto de mi vida, no por un cumplido que probablemente no era cierto, sino por su generosidad de espíritu y el regalo de esperanza que me dio a través de simples palabras dichas con intenciones puras.

Déjalo seguir con su vida libre de cáncer

Escuchen. Esto es particularmente importante. Cuando una persona está en remisión, digamos, uno o dos años después del tratamiento, demonios, incluso seis meses después del tratamiento, no sigan mencionando el cáncer cada vez que la vean.

Digamos que se encontraron a esa persona en una situación social en donde todo el mundo está hablando, ya sea sobre política o sobre famosos locos y sus travesuras, por favor, por favor, por favor, no digan algo como:

“Tu piel se ve MUY bien, no como las otras veces que te vi que te veías tan enferma y como amarilla, ¿sabes? Tal vez incluso verde. Como si no estuvieras muy bien. Pero ahora tu piel se ve como la de una persona sana. Incluso tu pelo. Oye, ¿cada cuánto vas al oncólogo? ¿Cuándo es tu próxima cita? ¿Cómo te estás sintiendoooo?”.

Porque les prometo que esa persona, sin importar qué tan cortés esté siendo, no lo está tomando bien. Si hubiera querido mencionarlo, lo habría hecho. Porque, con unas pocas excepciones que podemos discutir en algún punto, o no ha superado al cáncer o está tratando de hacerlo.

Está esperando olvidar los horrores que padeció. No quiere revivirlo. No quiere que se lo recuerden en una situación social. Y muy probablemente, esa persona quiere coger tu cara petulante y hacer cosas violentas con ella. Incluso si su cara es una perfecta máscara de civilidad social.

¿Quieres más noticias como esta?
Recibe nuestros artículos sobre viajes, moda, lujo, cultura y estilo.

 

Las obras de Amanda Enayati han aparecido en Salon, Washington Post, Detroit News, y Let Me Tell You Where I’ve Been: New Writing by Women of the Iranian (University of Arkansas Press). La pueden seguir en Twitter @AmandaEnayati  o en su blog diario, practicalmagicforbeginners.com.

Ahora ve
Científicos hallan en Portugal un raro tiburón calificado como ‘fósil viviente’
No te pierdas
×