El Día Mundial de la Salud es dedicado a enfermedades vectoriales

La OMS contempla el 7 de abril para hacer conciencia sobre enfermedades como el paludismo o el dengue
¿Qué son enfermedades transmitidas por vectores?
| Otra fuente: CNNMéxico

La Organización Mundial de la Salud (OMS) dedicará este lunes el Día Mundial de la Salud a hacer conciencia sobre las enfermedades que son transmitidas por un vector. ¿Pero qué quiere decir este concepto?

La OMS define a los vectores como “organismos que transmiten patógenos de una persona (o animal) infectada a otra”. En pocas palabras, estas enfermedades son transmitidas a través de mosquitos, moscas, pulgas, chinches, garrapatas, caracoles de agua o pequeños reptiles.

Las enfermedades vectoriales son más comunes en zonas tropicales o lugares con problemas de acceso a agua potable o a saneamiento, normalmente en lugares de bajos recursos, que permiten la proliferación de estos animales.

Más de mil millones de personas anualmente se infectan y desarrollan enfermedades transmitidas por un vector según la organización.

Dos de las enfermedades vectoriales más conocidas son el paludismo y el dengue.

El paludismo es la más mortífera de las dos, acumulando más de 660,000 muertes en 2010, principalmente entre niños en África, sin embargo, es el dengue la que tiene un crecimiento más acelerado incrementando su incidencia 30 veces en los últimos 50 años, de acuerdo con cifras de la OMS.

La organización dice que el mosquito que transmite el dengue pasó de estar presente en nueve países hace 30 años a existir en más de 100 naciones actualmente.

En 2010 por primera vez se registró un caso de dengue en Europa con lo que todas las regiones del mundo tuvieron al menos una incidencia.

Tan sólo en la última semana se registraron 152 alertas de enfermedades vectoriales alrededor del mundo, según la organización Health Maps del Hospital Infantil de Boston y la Universidad Harvard en Estados Unidos.

De estas alertas, 104 estuvieron relacionadas con el dengue, 18 con fiebre chikungunya, 9 con malaria, 5 con el virus de zika, 3 con plagas, 3 con la enfermedad de Lyme, 2 por encefalitis por garrapatas, 2 más por el virus del Nilo, y las demás ocasionadas por el virus del Río Ross, babesiosis y tifus de los matorrales.

El objetivo de la campaña “Pequeña picada, gran amenaza” del Día Mundial de la Salud consiste en “aumentar la concienciación sobre la amenaza que suponen los vectores y las enfermedades vectoriales, y animar a las comunidades a que adopten medidas de protección”.

El Día Mundial de la Salud se celebra cada año como conmemoración del aniversario de la fundación de la OMS en 1948.

El impacto del dengue en México

Dos quintas partes de la población mundial están en riesgo de contraer dengue o dengue hemorrágico, parte de esas personas afectadas se encuentran en México.

El vector transmisor del dengue es la hembra del mosquito Aedes Aegypti (Asia) o Aedes Albopictus (especialmente en América Latina) que necesita la proteína de la sangre para poder gestar a sus larvas y normalmente pica durante el día.

México estuvo libre de dengue hasta 1978 gracias a una campaña de control sanitaria contra los mosquitos que transmiten esta enfermedad. Actualmente, la aparición de estos mosquitos y de la enfermedad tiene un patrón anual recurrente con picos en los meses de lluvia, de acuerdo con Teresa Uribarren Berrueta del departamento de Microbiología y Parasitología de la Facultad de Medicina de la Universidad Nacional Autónoma de México.

Para 2013 se registraron un total de 62,330 casos confirmados de dengue, de los cuales 18,667 fueron por fiebre hemorrágica, causando la muerte de 104 personas, y 43,663 de fiebre por dengue, de acuerdo con la Dirección de Vigilancia Epidemiológica de Enfermedades Transmisibles de la Secretaría de Salud en México.

Al 31 de marzo de 2014 se han contabilizado un total de 2,810 casos en el país. El 51% de los casos confirmados en los estados de Sinaloa, Yucatán, Nuevo León, Guerrero y Jalisco.

Síntomas y recomendaciones

Los síntomas del dengue son parecidos a los del resfriado: dolor de garganta, cuerpo y fiebre alta. En su forma más grave –dengue hemorrágico- provoca además sangrado de nariz, encías, vómito y diarrea.

¿Quieres más noticias como esta?
Recibe nuestros artículos sobre viajes, moda, lujo, cultura y estilo.

Para reducir riesgos de contagio se recomienda eliminar los potenciales criaderos, como los objetos a la intemperie que acumulan agua de lluvia, colocar mosquiteros en puertas y ventanas y usar repelente si se va a estar fuera de la casa.

Con información de EFE

Ahora ve
Cinco lesiones escalofriantes en el deporte
No te pierdas
×