Ponches con 'piquete' para darle más sabor a las posadas navideñas

Mientras las posadas inundan la agenda de los mexicanos es un buen momento para experimentar con la bebida clave de la temporada
Sergi Siendones
Autor: Sergi Siendones | Otra fuente: LIFE&STYLE
(Life&Style) -

Ha llegado ese momento del año en el que las posadas inundan la agenda de los mexicanos, y de probar el tradicional ponche con esos cálidos sabores frutales.

Óscar valle, mixólogo del bar LIMANTOUR de la Ciudad de México, compartió con Life&Style algunos consejos que podrían servirte para reinterpretar la bebida clave de la temporada.

Leer: Qué significa una posada

Mandarin T & T

Un día frío y lluvioso de diciembre en la capital mexicana, Óscar llegó tarde al trabajo y entró con frío, con un pensamiento instalado en la mente: prepararse algo caliente, y al trabajar en una licorería, un ponche le pareció la mejor solución.

Recordó sus primeras lecciones: “Ponche viene del hindú y significa cinco”. La ginebra era el primer ingrediente por lo que tomó una botella de ginebra de Tanqueray Nº Ten. Para armonizar debía buscar algo cítrico acorde con su sabor como el jugo de limón y de mandarina.

Dos sabores más: jarabe de manzanilla y miel. La conexión entre la ginebra inglesa y la manzanilla mexicana. Dos sabores reconfortantes para estos días fríos. 

Sweet Aloha

Óscar es fan de la primera película de Piratas del Caribe. Su novia le había leído un artículo en el que se contaba cómo en el pasado los comerciantes ingleses que llegaban en barco a Estados Unidos cargados de ginebra perdían gran parte de su mercancía por culpa de los piratas adictos al ron.

Imagina qué festines se debían dar con tanto ron, ginebra... y cerveza, claro, puesto que si algo tenían en común los elegantes británicos y los deshilachados piratas, era el amor por la cebada.

Con la imagen de un pirata bebiendo al mismo tiempo esa tercia alcohólica, Óscar decidió preparar un trago épico: un ponche caribeño con estos tres alcoholes acompañados de jugo de piña, para darle el toque frutal, y miel de agave, para no pasarse de amargo.

Leer: Los 12 cocteles más extraños del mundo

Black Forest Punch   

El vodka es el elemento número uno de esta bebida. La novia de Óscar siempre bebía vodka con jugo de arándano; aquella mezcla le trajo a la mente a Salvador Dalí, que se había cortado al intentar rescatar su primera cana del interior de un coctel, teñiendo el líquido de rojo. ¿Qué más es rojizo? Oporto. Crème de Cassis. Ya casi estaba. ¿Qué más? ¿Algo cítrico? Sí, jugo de limón amarillo. Con eso daban cinco, pero sentía que faltaba algo, y una varita de canela le dio ese toque final.

Parr Punch

Óscar nunca fue muy amigo del ponche caliente, si por él fuera, todo trago tendría que tomarse frío. Por eso cuando le encargaron que creara un ponche con sabores navideños tenía claro que iba a ser un coctel con mucho hielo.

La pregunta era cómo lograr que algo frío conservara el sabor del invierno. Licor de amaretto fue el primer ingrediente elegido, una bebida que combina el dulzor del albaricoque con el amargo de las almendras. Un sabor perfecto para estas fechas, que si bien se puede tomar solo, beberlo con hielo no es una herejía.

¿Quieres más noticias como esta?
Recibe nuestros artículos sobre viajes, moda, lujo, cultura y estilo.

El whisky es el segundo ingrediente, mientras que para la tercera pieza pensó probar con becharovka, licor de 32 hierbas de la República Checa. La parte del alcohol estaba solucionada. Para suavizar sólo faltaban los elementos frutales, que resultaron ser la guayaba y la manzana. Otro ponche navideño estaba listo.

Este es un fragmento de un artículo publicado en la edición de diciembre de 2014 - enero de 2015 de la revista Life&Style, que es parte de Grupo Expansión. La firma edita en México 17 revistas y 11 sitios de internet, entre ellos CNNMéxico.

Ahora ve
Momentos de terror y caos tras ataque terrorista en Barcelona
No te pierdas
×