Vivir en un mundo sin obesidad

La obesidad ha dejado de ser un factor estético y ha repercutido de manera importante en la salud
correr tenis ejercicio  (Foto: Getty)

Actualmente, la obesidad es un problema que ataca a la mayoría de la población, sin respetar edad ni condición social. De acuerdo con la Secretaria de Salud, de enero a noviembre de 2014, se diagnosticaron 323 mil 110 casos nuevos de obesidad.

Beatriz Boullosa, nutrióloga de Selecciones Nacionales y presidenta de la Federación Mexicana de Nutrición Deportiva, advierte que el incremento en obesidad se debe en gran medida a consecuencia de la vida sedentaria que llevan los mexicanos. “La parte fundamental para evitar la obesidad son los hábitos que tenemos. Las cifras hoy nos demuestran que la humanidad cada día es más sedentaria, lo que provoca que se rompa el equilibrio y se empiece a acumular más grasa en el cuerpo”.

 En visión de la doctora Boullosa, la obesidad no se centra en el mito del “gordito feliz”, por el contrario, va de la mano con mucho dolor al padecerla. “La obesidad conlleva consecuencias negativas en el organismo, puede ser desde la diabetes, las articulaciones, la apnea del sueño porque quienes la padecen no pueden respirar bien durante las horas de descanso, lo que repercute en todas sus actividades del día”.

Pasos a seguir

Si bien la obesidad es un tema grave, Beatriz Boullosa refiere que la mejor manera de combatirla, es comenzar a tomar medidas a través del ejercicio. “El ejercicio es uno de los mejores antidepresivos, y uno de los mejores mecanismos de convivencia familiar, social e incluso, un detonador para que se generen otros hábitos saludables como el uso del cinturón de seguridad, alejarse de las drogas, del crimen y de la violencia. En lo personal me gustaría ver una sociedad mucho más involucrada en la actividad física”.

Otro factor son los hábitos, pues son lo que define diariamente las decisiones de las personas. Para la presidenta de la Federación Mexicana de Nutrición Deportiva, es fundamental ser claros al definir “qué comemos, qué dejamos de comer, cómo nos hidratamos, que cantidad de actividad física hacemos, e incluso cuántas horas descansamos y si realmente descansamos”.

Para tener una calidad de vida saludable, cada perdona debe cambiar su mentalidad y en vez de restar sin sentido sobre los alimentos que consume, debe comenzar a sumar. “Sumar significa que agreguemos a nuestra vida diaria el consumo de frutas, verduras, de agua simple, fibra y evidentemente realizar actividad física todos los días, mínimo por un tiempo de 30 minutos y de preferencia hasta 60 minutos para que realmente tenga un impacto en nuestra salud”, refiere Beatriz Boullosa.

Ante esta problemática de salud, pero también socio-económica, es importante tener muy claro que no es posible atacar la obesidad desde un lado, sino abarcar todos los frentes.

La obesidad en número

Al cierre de 2014 el número de casos con obesidad incrementó significativamente.

Niños de 1 a 14 años, con 35 mil 157 nuevos casos.

Jóvenes de 15 a 19 años, con 15 mil 626 nuevos casos.

Adultos de entre 20 y 24 años, con 22 mil 728.

Adultos de entre 45 y 49 años con 37 mil 734.

Personas de entre 50 y 59 años, con 48 mil 436 nuevos casos.

La Secretaría de Salud encontró el mayor número de nuevos casos entre las personas de 25 a 44 años, con 124 mil 705 casos nuevos. Casi el 40 % de los nuevos pacientes por obesidad están en este rango de edad.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

 

 

Ahora ve
Donald Trump reaviva con Marshawn Lynch su polémica con la NFL
No te pierdas
×