Publicidad
Publicidad

Cuidado con los dentistas y la influenza

Un especialista de la UNAM dijo que los consultorios dentales favorecen el contagio del virus; instó a los dentistas que presenten cuadros gripales a que eviten dar consultas y las pospongan.
Sanofi-Pasteur produce vacunas contra diversos tipos de influenza. (Foto: Cortesía Sanofi-Aventis)
Influenza-virus (Foto: Cortesía Sanofi-Aventis)

Es recomendable no atender problemas dentales para evitar que la influenza AH1N1 se propague en los consultorios, consideró Enrique Acosta Gio, jefe de Control de Infecciones y Seguridad Ocupacional de la Facultad de Odontología.  

En un comunicado, explicó que la razón es que, por su naturaleza, estos espacios favorecen los contagios, porque el especialista o paciente pueden ser portadores del virus o por la aglomeración en las salas de espera.  

El especialista indicó que toda persona que perciba síntomas de influenza debería postergar la atención bucal hasta que se levante la alerta sanitaria, e instó a los dentistas que presenten cuadros gripales a evitar cualquier procedimiento. 

El también académico de posgrado de la Facultad de Odontología de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) detalló que en un estado de emergencia la recomendación es evitar las consultas o reprogramarlas para no reunir a muchas personas en un mismo espacio.   

Publicidad

Por otra parte, indicó que cuando el individuo está solo, al realizar una actividad física o al caminar de un punto a otro, no es necesario portar un cubrebocas, porque la infección no viaja en las corrientes de aire y no está en el ambiente que se respira.  

El experto en control de infecciones explicó que los tapabocas están diseñados para proteger mucosas nasales y bucales de "salpicaduras y aerosoles" humanos, porque detienen "microgotas potencialmente nocivas"; es crucial portarlos en esta contingencia.  

Acosta Gio observó que es necesario cambiar este implemento de manera periódica para que tenga un desempeño óptimo; incluso "la propia exhalación" hace que sus fibras se remojen y pierdan capacidad protectora.  

"Aunque no hemos evaluado su eficacia en una escala del 0 al 100, podemos decir que bloquea la inhalación de partículas infecciosas", insistió.   

Publicidad

Puntualizó que México atraviesa una situación que requiere que toda la población, incluyendo a los profesionales de la salud, reduzca la posibilidad de transmisión.

NOTICIAS DEL DÍA
Dos envíos de lunes a viernes con las noticias más importantes.

has quedado suscrito al newsletter.

Publicidad