Publicidad
Publicidad

Por qué (y cómo) crear tu red de contactos desde la universidad

Hacer networking te puede ayudar a encontrar tu primer empleo, pero tienes que recordar que es una relación a la que también hay que aportar
Opciones.
Opciones. Existen aplicaciones y sitios especializados para encontrar eventos profesionales. (Foto: ismagilov/Getty Images/iStockphoto)

Claudia Ocuña encontró su primer empleo a los 23 años, recién egresada de la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales de la UNAM. Y sus profesores fueron quienes le ayudaron a abrir puertas. "Me acerqué a ellos, que fueron quienes me conectaron con la encargada de la bolsa de trabajo, con quien tuve una buena relación. En conjunto me propusieron para mi primer empleo en Grupo GEFFEC", explica.

Después vino otra oferta, esta ya en un gran corporativo. “Tras estar a cargo de varios eventos a nombre de la empresa y crecer laboralmente, de nuevo la encargada de la bolsa de trabajo me mencionó sobre un empleo en Laboratorios Sophia, y una vez más fui recomendada por la UNAM”, cuenta.

Las relaciones que se pueden crear desde la universidad se pueden volver fundamentales, no sólo en la búsqueda de empleo, también para conocer posibles socios o inversionistas. “Estas redes son una de las mejores estrategias que alguien puede ir fabricando con el objetivo de estar constantemente informado y al tanto de la situación”, cuenta Laura Estrada, especialista en orientación vocacional y socia de Brújula Interna, consultoría para el desarrollo personal y profesional.

Para aquellos que no saben por dónde comenzar a forjar esta red, un primer paso es acudir a los eventos que organiza la propia universidad con el fin de que sus alumnos hagan networking. “Aquí, regularmente, se platican experiencias positivas o negativas, se dice lo que se puede o no hacer, las cosas que deben evitar y qué actividades dan mejores resultados que otras”, explica Eduardo Urzúa, director de incubadoras y Parques Tecnológicos de la UNAM.

Las ferias, talleres, congresos o eventos que organizan las universidades, abiertos a toda la comunidad estudiantil, permiten también tener un acercamiento con especialistas, personas que ya laboran en el sector y nuevos contactos. “La plataforma o el lugar en donde decidas buscar los contactos dependerá del tema de tu interés. En la UNAM tenemos ferias de ciencia, pláticas con emprendedores e inversionistas y encuentros de arte, pero también contamos con redes sociales en donde la comunidad se puede informar sobre los encuentros o conectar con más personas ahí mismo”, segura Urzúa.

Pero no hay que buscar sólo en el ambiente más cercano, existen aplicaciones móviles (como MeetUp, una app que no es exactamente para generar networking, pero sí para conocer gente cercana con intereses comunes), sitios especializados como Eventbrite, que gestiona eventos y que te puede ayudar a encontrar el de tu interés o, incluso, eventos de grupos de profesionistas en Facebook.

Publicidad

Para potencializar o mejorar una red de contactos, los especialistas consultados ofrecen cinco recomendaciones:

Conócete a ti mismo: No es una frase hecha. Entender cuáles son tus habilidades y en qué áreas necesitas capacitación o más información dirigirá tu búsqueda de contactos. “Los miembros activos serán parte fundamental para un fin. Por ejemplo, si quieres entrar a la universidad, tienes que contactar a alumnos que te detallen experiencias, recomendaciones o te expliquen cuál es el proceso para el ingreso”, explica Urzúa.

Primeras impresiones: Prepárate, crea un discurso que haga que las personas se interesen en ti y sobre lo que requieres. “Debes tener en cuenta que la forma en la que te dirijas a ellos dependerá de su cargo, en qué temas son expertos y el tiempo que dispongas para la plática, siempre con el objetivo de conseguir más tiempo de conversación o un segundo encuentro”, aconseja Urzúa.

Sé contacto de tus contactos: Ten iniciativa al plantear lo que puedes aportar a la red de contactos. “No solo se trata de pedir, sino de aportar a los otros, establecer colaboración entre los integrantes y su beneficio para todas las partes”, recomienda Estrada.

Abre tus horizontes: Analiza qué tipo de personas son las que necesitas: lógicas, creativas, eficientes o armónicas. “La idea de tener muy claro los estilos de pensamiento contribuirá a que los elementos de la red tengan un enfoque perfectamente definido a un objetivo y generar oportunidades innovadoras”, asegura la especialista en orientación vocacional.

Ser sociable es mejor: La importancia de ser empático influirá directamente en las metas. “Intenta crear un ambiente de armonía con los colaboradores, prioriza los vínculos y evita enfocarte en los aspectos negativos”, explica Urzúa.

Publicidad

Sin tomar en cuenta el ecosistema en el que te desarrolles, es posible crear esta red de contactos con coherencia y dirigida a cumplir metas. “Ya sea en la escuela, con amigos o con conocidos, los contactos estarán ahí siempre y cuando sepas cómo buscarlos y a quiénes necesitas”, advierte Estrada.

¿Tienes poco tiempo?
Infórmate en menos de cinco minutos de lo más importante del día.

has quedado suscrito al newsletter.

Publicidad
Publicidad