Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Manny Pacquiao, el hombre omnipresente en Filipinas

Del cine, pasando por programas de televisión y discos, la vida de Pacman está llena de facetas que lo hacen un ídolo en Filipinas
sáb 13 noviembre 2010 10:01 AM
canta
manny-paquito-canta

De las pantallas cinematográficas, pasando por los programas de televisión y la grabación de discos, la vida del legislador filipino Emmanuel Dapidran Pacquiao está llena de facetas que lo hacen un ídolo en su país.

Sin embargo, son los cuadriláteros donde todo este éxito encontró su alimento y donde Emmanuel Dapidran se convierte simplemente en Manny Pacquiao , uno de los más grandes boxeadores de la historia.

El gran campeón filipino ahora alterna su vida de boxeador con obligaciones en el Congreso de Filipinas como representante de la provincia Sarangani después de imponerse en las votaciones el 13 de mayo de 2010.

Antes de tomar su espacio como legislador, Manny había alcanzado el grado de sargento en el ejército de su país e incursionado en el mundo de la farándula. En lo deportivo tenía un lugar de leyenda tras haberse ceñido nueve coronas internacionales de boxeo en siete categorías diferentes.

La irrupción de Manny al protagonismo de la vida social y deportiva de Filipinas tuvo su origen el 17 de diciembre de 1978, cuando nació en el seno de una familia humilde en Kibawe Bukidnon.

En su niñez vendió pan en su barrio antes de calzarse sus primeros guantes de boxeo y alternar esta actividad para ayudar económicamente en su casa con peleas en el vecindario donde ganaba algo de dinero.

Publicidad

Manny obtenía tanto reconocimiento arriba del ring, que aún era un adolescente cuando viajó a Manila para hacer una carrera en el boxeo y donde sumó 64 batallas en el ámbito amateur. El profesionalismo tocó a su puerta con apenas 16 años y a partir del 22 de enero de 1995, con su debut como profesional, comenzó a escribir su testimonio como uno de los mejores boxeadores de todos los tiempos.

Pacman impactó con su potencia y, en 15 años de carrera, sus logros le abrieron más puertas para hacer de su nombre una marca imborrable en la sociedad filipina, que ya tenía a su más grande ídolo en el deporte con un peleador que fue mutando del peso mosca donde comenzó, hasta welter con siete títulos internacionales.

El espacio artístico en la vida de Pacman encontró su primer espacio de expresión hace cuatro años cuando salió a la venta su primer álbum Laban Nating Lahat Ito. La curiosidad musical de Pacquiao encontró un año después con otro disco, Pac-man Punch.

El cine también tuvo un lugar para la gran figura deportiva y tuvo su primer protagónico en la película Lisensyadong Kamao que se proyectó por primera vez en diciembre de 2005 y en 2008 apareció con otro rol protagónico en la cinta Anak ng Kumander.

Aunque las incursiones cinematográficas de Pacquiao no han sido tan exitosas como sus gestas en el cuadrilátero, tuvo sus propios programas de televisión y trascendió que el actor Silvester Stallone estaba en negociaciones con el boxeador para que formara parte de alguna de sus futuras películas en Hollywood.

En 2007 intentó por primera vez ganar su espacio en el Congreso filipino como representante del distrito de South Cotabato sin conseguir su objetivo al ser superado en las votaciones. Su oponente, Darlene Antonino dijo tras su victoria sobre Pacman que sentía que la gente tal vez no estaba preparada para perder a su gran ídolo del boxeo si se convertía en legislador.

Pero la vida política no alejó a Pacquiao del boxeo. Ahora, en la primera pelea que sostendrá desde que ganó su escaño ante el tijuanense Antonio Margarito, buscará una nueva corona mundial en su octavo peso diferente cuando busquen la corona vacante de la categoría Superwelter del Consejo Mundial de Boxeo.

No te pierdas de nada
Te enviamos un correo a la semana con el resumen de lo más importante.

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam)

Ha ocurrido un error, por favor inténtalo más tarde

Publicidad