Publicidad
Publicidad

Merkel comprende a los indignados

La canciller alemana dijo que los protestantes de Frankfurt muestran una demanda de justicia; el vocero de la funcionaria aseguró que no sólo debe culparse a los bancos sino también a la deuda.
Angela Merkel, canciller de Alemania indicó que detrás de las protestas están las quejas de que el sector financiero no sigue las reglas, indicó el vocero de la funcionaria. (Foto: Reuters)
MERKEL

null

La canciller federal de Alemania, Angela Merkel, manifestó este lunes su comprensión por las manifestaciones de gente en diversos países, los "indignados", contra los bancos y dijo a través del portavoz oficial que podía entender en lo personal sus motivos.

En Alemania esas protestas se han registrado en Frankfurt, que es el corazón financiero del país, y en Hamburgo, que es la plataforma comercial del país europeo.

El portavoz Steffen Seibert declaró que la canciller federal toma muy en serio esos reclamos, ya que éstos "expresan una profunda preocupación y una fundamentada demanda de justicia".

Publicidad

Detrás de las protestas está el sentimiento comprensible de las personas de que en el mundo financiero internacional no se apega a las reglas. Seibert apuntó que, de acuerdo con la canciller federal, es necesario ponerle riendas a ese sistema.

El vocero advirtió que no puede culparse en forma exclusiva a los bancos de la crisis financiera, ya que debe de tomarse en cuenta el continuo endeudamiento público acumulado por décadas y que llevó a que hubiera países que vivían por encima de sus posibilidades reales.

Seibert manifestó, al dar a conocer el punto de vista de Merkel, que los esfuerzos de estabilización que están en perspectiva no sólo se esperan de los bancos, sino también del sector político y de la sociedad en su conjunto.

El mundo financiero internacional no se rige por el modelo de economía social de mercado ni por la responsabilidad social, dijo en nombre de Merkel, y agregó que es necesario que éste se apegue a reglas y se le pongan riendas.

Publicidad

La canciller generó una reacción negativa del sector bancario y financiero alemán con el acuerdo que alcanzó el pasado 9 de octubre con el presidente de Francia, Nicolás Sarkozy , de aplicar una capitalización adicional obligatoria para los bancos.

Merkel advirtió asimismo en contra de que se produzcan expectativas exageradas sobre los resultados de la cumbre de jefes de Estado y de Gobierno de la Unión Europea (UE) y en la que se abordarán nuevas medidas para la crisis de deuda que padecen algunos países de ese gremio.

El portavoz oficial dijo que en estos momentos se está preparando y discutiendo un paquete de medidas de los Gobiernos europeos para poder dar un buen paso hacia adelante en la confrontación del problema de la crisis de deuda en Europa.

Entre las medidas del paquete que están siendo discutidas se cuenta la estabilización del sector bancario, eventualmente por medio de una recapitalización coordinada, así como aplicar en la forma más efectiva posible el uso del Fondo de Estabilización Financiera (EFSF por sus siglas en inglés).

Publicidad

En la cumbre del fin de semana próximo se hablará asimismo sobre el establecimiento de una colaboración más estrecha entre los países europeos en materia de política económica.

A ello se agregará la formulación de esfuerzos nacionales para aumentar la competitividad de cada economía europea.

El portavoz oficial indicó que es posible que la canciller federal dé una declaración de Gobierno ante el Bundestag el próximo viernes, un día antes de la cumbre.

Publicidad
NOTICIAS DEL DÍA
Dos envíos de lunes a viernes con las noticias más importantes.

has quedado suscrito al newsletter.

Publicidad