Publicidad
Publicidad

Nuestras Historias

Lew culpa al Congreso por estancamiento

Los problemas en Washington son uno de los principales frenos de la economía estadounidense, afirma; la falta de acuerdos ocasionó recortes que totalizan 1.2 billones de dólares durante 10 años.
Es hora de reemplazar los recortes automáticos antes de que causen inclusive más dolor, dijo Jack Lew. (Foto: AP)
Jack Lew (Foto: AP)

Los problemas en Washington son uno de los principales frenos sobre la economía estadounidense, que socavan la confianza y contraen el crecimiento, dijo este martes el secretario del Tesoro Jack Lew.

"Uno de los obstáculos más significativos para el crecimiento proviene directamente desde Washington, donde algunos líderes políticos continúan generando una crisis inventada tras otra", dijo Lew en comentarios preparados para un discurso en el City Club de Cleveland.

Lew se encontraba en Cleveland para reunirse con líderes empresariales locales, visitar una fábrica de Vitamix, que elabora equipamiento para mezclar alimentos y promover las políticas económicas del presidente Barack Obama.

Se concentró en el impacto local de los 85,000 millones de dólares en recortes generalizados al gasto del gobierno federal que comenzaron a regir a principios de marzo, porque el Congreso no se puso de acuerdo sobre una alternativa.

Dijo que los recortes significan que 2,500 niños menos de Ohio se registrarían en los programas de educación temprana conocidos como Head Start, y habría una menor cantidad de ayuda disponible para 3,300 estudiantes universitarios en Ohio.

Los recortes también obligaron la cancelación del Espectáculo Aéreo de Cleveland, debido a que las industrias aeroespaciales y de defensa se vieron obligadas a someterse a ajustes.

Publicidad

"Así que es hora de reemplazar los recortes automáticos antes de que causen inclusive más dolor", dijo Lew.

Las reducciones al gasto se diseñaron en el 2011 para ser tan onerosas que obligarían a la Casa Blanca y a los Republicanos en el Congreso a encontrar formas menos drásticas para recortar los déficits presupuestarios del país.

Pero las autoridades no alcanzaron un acuerdo y ahora deben hacer frente a las consecuencias, con recortes que totalizan 1.2 billones de dólares durante 10 años a menos de que sean reemplazados.

La economía de Estados Unidos creció a una tasa moderada de un 2.5% en el primer trimestre, pero pareció frenarse bruscamente a medida que el período llegaba a su fin.

Los economistas lo atribuyeron a los elevados impuestos a las nóminas que entraron en vigencia a comienzos de año, y advirtieron que el impacto de los recortes automáticos aún no se ha manifestado totalmente.

Publicidad
¿Tienes poco tiempo?
Infórmate en menos de cinco minutos de lo más importante del día.

has quedado suscrito al newsletter.

Publicidad
Publicidad