Publicidad
Publicidad

La volatilidad sobre el peso mexicano, ¿cuándo acabará?

La moneda nacional se deprecia a niveles mínimos frente al dólar ante las expectativas por la Fed; expertos estiman que el billete verde podría cerrar el año incluso en 16.50 pesos.
El IMEF dijo que en el segundo semestre del año habrá mejor dinámica de crecimiento. (Foto: Getty Images)
pesos

La volatilidad sobre el peso mexicano llegó para quedarse, al menos por algunas semanas más. La moneda nacional enfrentará episodios de incertidumbre hasta que se acabe la expectativa por el momento en el que la Reserva Federal de Estados Unidos eleve su tasa de interés y haya claridad sobre el proceso en el que normalizará la política monetaria, coincidieron expertos.

“Mientras permanezca la incertidumbre sobre exactamente cuándo la Fed va a aumentar sus tasas vamos a seguir viendo estos episodios de volatilidad (…). Si se realiza la subida y esta viene acompañada de algo de claridad acerca de cómo va a ser la trayectoria para que se llegue a tasas más normales, eso eventualmente terminará la volatilidad”, dijo el economista en jefe de BBVA en México, Carlos Serrano.

El tipo de cambio interbancario cerró operaciones el viernes en su peor nivel de la historia, 15.71 pesos a la venta, tras el dato positivo de empleo en Estados Unidos que elevó las apuestas a un alza de tasas en septiembre. En bancos superó la barrera de los 16 pesos.

“Esto genera movimientos en tasas y tipo de cambio, y el peso refleja en mayor intensidad esto porque es la moneda emergente más líquida”, dijo por su parte el economista en jefe de Barclays para México, Marco Oviedo.

Publicidad

En el mercado de futuros para el peso, el contrato para diciembre de este año cerró en 15.92 pesos, según datos del Chicago Mercantile Exchange (CME). Barclays espera que el tipo de cambio llegue a 16.50 pesos al cierre del año, mientras que el consenso de la última encuesta de Banamex prevé que cotice a 15.1 pesos.

“Eventualmente el peso ganará terreno, pero tendrá que ser hasta que ya se estabilice la política monetaria de Estados Unidos. Ahorita la pregunta es si este dato tan fuerte va a tener implicaciones de política monetaria”, aclaró Oviedo.

La Reserva Federal —que mantiene las tasas en mínimos desde diciembre de 2008— tendrá una reunión de política monetaria el próximo 17 de junio, en la que no se espera que haya cambios. Varios analistas coincidieron en que el ajuste en las tasas vendrá en la reunión del 16 y 17 de septiembre.

“Pensamos que lo va a hacer en la reunión de septiembre [elevar tasas] y si no antes de que termine el año porque nos parece que ya hay señales importantes de la recuperación de la economía de Estados Unidos”, agregó Carlos Serrano.

Publicidad

Pese al impacto negativo para el peso por el momento en el que la Fed eleve las tasas, la recuperación económica de la Unión Americana, que deja atrás un bache temporal en el primer trimestre, es una buena noticia para México.

“Eventualmente una cifra favorable deberá ser favorable para la actividad económica de México. Más allá de la volatilidad de corto plazo en los mercados financieros, por tanto hacia la segunda mitad del año podríamos ver menos presiones en el tipo de cambio”, señaló el economista de Santander, Rafael Camarena.

NOTICIAS DEL DÍA
Dos envíos de lunes a viernes con las noticias más importantes.

has quedado suscrito al newsletter.

Publicidad