Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Wells Fargo acuerda pagar 575 mdd por malas prácticas en EU

El dinero se destinará a resolver las demandas civiles abiertas en todo el país, de acuerdo con el banco.
vie 28 diciembre 2018 04:30 PM
Wells Fargo
Wells Fargo. Logró un acuerdo este viernes en Washington.

NUEVA YORK - El banco Wells Fargo deberá pagar 575 millones de dólares (mdd) en compensación por las malas prácticas de la empresa financiera, luego de alcanzar un acuerdo este viernes con la Fiscalía de Washington y los 50 estados de Estados Unidos.

"Este acuerdo subraya nuestro serio compromiso en hacer las cosas bien en relación a hechos pasados mientras trabajamos para construir un banco mejor", aseguró Tim Sloan, presidente de Wells Fargo, en un comunicado.

Los recursos se destinarán a resolver las demandas civiles abiertas en todo Estados Unidos, de acuerdo con la firma. Wells Fargo indicó que continuará informando a los clientes sobre las prácticas bancarias investigadas.

Lee: Wells Fargo despide a empleados que falsificaban recibos

En octubre pasado, la fiscal general de Nueva York, Barbara D. Underwood, anunció que Wells Fargo pagaría una multa de 65 mdd tras una investigación sobre las declaraciones fraudulentas del banco a los inversores en relación con su modelo de negocio de "venta cruzada" de productos.

"La mala conducta en Wells Fargo fue generalizada en todo el banco y en todos los niveles de su administración, lo que afectó tanto a los clientes como a los inversores que fueron engañados", indicó Underwood en un comunicado en ese momento.

Publicidad

La "venta cruzada" se refiere al proceso de venta de nuevos productos o servicios financieros a un cliente ya existente y Wells Fargo, para aumentar los ingresos, aplicó una "mala conducta" impulsado por "objetivos de ventas estrictos y poco realistas".

Asimismo, en abril, los reguladores estadounidenses multaron con 1,000 mdd al banco por negligencia en su gestión de hipotecas y seguros para automóviles , lo que supuso la mayor penalización a una entidad financiera impuesta bajo el Gobierno del presiente Donald Trump.

Las autoridades sostuvieron que entre 2005 y 2007 el banco emitió y vendió a inversores títulos financieros adosados a hipotecas cuyo cobro estaba expuesto a elevados riesgos.

Publicidad
Publicidad