Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Si se lo prestan, México promete devolver el Penacho de Moctezuma

La cancillería mexicana confirmó que las negociaciones para traer la pieza avanzan y se espera que el préstamo sea por un periodo razonable
vie 21 enero 2011 01:14 PM
penacho de moctezuma
penahco penacho de moctezuma

El gobierno mexicano está confiado en que el Penacho de Moctezuma llegue en 2011  desde Austria en calidad de préstamo por "un periodo razonable", con posibilidad de ser prorrogable. Además de que está comprometido a su devolución en cuanto termine el periodo de cesión.

La subsecretaria de Relaciones Exteriores de México, Lourdes Aranda, subrayó que aún se están debatiendo los aspectos legales para esta operación de préstamo.

El penacho de Moctezuma, quien fuera emperador azteca a la llegada de los españoles a México en 1519, es un tocado de cuatrocientas plumas de quetzal engarzadas en oro y piedras preciosas.

"Nosotros confiamos y somos optimistas de que este sea el año definitivo en esta negociación. Esperamos que en el segundo semestre pueda estar ya en México. Pero depende de muchos factores", afirmó Aranda.

Detrás del posible acuerdo hay "muchos años de trabajar a favor de una buena relación bilateral y el reconocimiento de que es un asunto que siempre iba a estar causando un poco de problema en la relación bilateral y que era necesario subsanar", explicó.

"Creo que también es importante que México dejó muy claro que no considera el tema de la propiedad sobre el penacho. Nos queda claro que el penacho es propiedad del gobierno austríaco".

Publicidad

La funcionaria dijo que el gobierno mexicano está consciente de que si se logra un préstamo temporal, la pieza deberá regresar al museo austríaco en cuanto acabe el periodo permitido en México.

La cesión también depende de la valoración de los expertos en conservación de ambos países, que deberán de revisar la preciada pieza y dictaminar si está en condiciones de emprender el viaje a México.

A cambio del penacho, Austria obtendría en préstamo la carroza dorada del emperador Maximiliano I, que encabezó el Segundo Imperio Mexicano (1863-1867) y que era hermano del emperador austro-húngaro Francisco José.

La subsecretaria indicó que México cuenta con expertos que pueden garantizar la perfecta conservación y transporte de la pieza.

El penacho se encuentra desde hace más de un lustro en el depósito del Museo Etnológico de Viena, y las autoridades austríacas jamás lo han prestado alegando la extremada fragilidad de la pieza, aunque no es ningún secreto que también se unía el temor a posibles demandas de restitución.

El intercambio de préstamos es una posibilidad de que el penacho "en lugar de ser un tema que nos confronte sea un tema que nos permita cooperar", indicó Aranda.

La subsecretaria confirmó que la duración del préstamo es algo que todavía se está negociando, pero se prevé que será por un periodo largo.

"Tiene que ser algo que valga la pena, puesto que todo este trabajo no es para una corta exhibición. Esperemos que sea para un periodo razonable, que inclusive, si el acuerdo así lo define, pueda ser prorrogable", dijo Aranda.

El tocado llegó a finales del siglo XVI a la colección del archiduque Fernando de Tirol, sobrino del monarca español Carlos I, para su colección del castillo de Ambras, en Innsbruck, pero solo en el siglo XIX se descubrió que la pieza era de origen azteca.

Los expertos austríacos sostienen que el tocado no pertenecía al emperador azteca , sino que era un elemento ornamental que utilizaban los sacerdotes, aunque reconocen la importancia del penacho para la cultura mexicana.

Hace 15 años, el fallecido presidente austriaco Thomas Klestil pidió que se restituyera en señal de gratitud, por ser México el único país que no reconoció la anexión de Austria por la Alemania nazi en 1938.

En 2006 y en 2009 una iniciativa de los socialdemócratas y los verdes en el Parlamento austríaco solicitó también la devolución, o en su defecto, el préstamo en señal de agradecimiento por ese gesto histórico, aunque los conservadores del Partido Popular (ÖVP) se opusieron.

El pasado domingo, por primera vez, las autoridades museísticas austríacas dijeron que se podría prestar la pieza de forma temporal a México para su exposición.

No te pierdas de nada
Te enviamos un correo a la semana con el resumen de lo más importante.

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam)

Ha ocurrido un error, por favor inténtalo más tarde

Publicidad