Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Lindsay Lohan regresa a la cárcel por violar su libertad condicional

La actriz estadounidense regresará a la cárcel a partir de la próxima semana tras violar la libertad condicional de la condena por robo
mié 02 noviembre 2011 03:04 PM
lohan_corte
lohan_corte lohan_corte

Lindsay Lohan deberá empezar a cumplir 30 días en prisión a partir de la próxima semana después de que admitió que violó su libertad condicional por una condena por robar un collar, ordenó este miércoles la juez del condado de Los Ángeles.

Después de eso, la actriz deberá trabajar por lo menos 12 días al mes en la morgue del condado de Los Ángeles hasta completar los 53 días que le faltan de su servicio comunitario que ordenó el tribunal  y deberá asistir a 18 sesiones de psicoterapia, le dijo la juez Stephanie Sautner.

Si Lohan no cumple alguna de esas metas, regresará a la cárcel por otros 270 días, dictaminó la juez. “Esto es a lo que realmente llamamos poner las llaves de la cárcel en las manos del acusado”, le dijo Sautner a Lohan.

La actriz, quien admitió que violó su libertad condicional durante la audiencia de este miércoles, debe reportarse en la cárcel del condado de Los Ángeles el 9 de noviembre, dijo la juez. “No vas a obtener el arresto domiciliario o la libertad anticipada, excepto por lo que requiera la ley”, dijo Sautner.

Cuando Sautner sentenció a Lohan a 120 días en la cárcel, junto con el servicio comunitario. Sin embargo, la sentencia se convirtió en 35 días de arresto domiciliario debido a la sobrepoblación en las cárceles y los reglamentos estatales que dan crédito a los prisioneros por su buen comportamiento.

No estuvo inmediatamente claro cuántos días debería cumplir realmente Lohan este mes, o si terminaría recibiendo crédito por buen comportamiento. 

Publicidad

Los fiscales dijeron que Lohan no asistió a 12 de los 20 días de trabajo programados en el centro para mujeres de Los Ángeles, una parte de lo que el tribunal dictaminó como servicio comunitario en mayo cuando se declaró culpable por robar un collar de una joyería en Venice, California.

Lohan, de 25 años, ya estaba en libertad condicional por dos condenas por conducir en estado de ebriedad en 2007. También canceló 14 de las 19 sesiones programadas de psicoterapia que el tribunal le ordenó, dijeron.

“Por lo que veo de ti, necesitas una estructura”, dijo Sautner a Lohan, y le ordenó regresar al tribunal cada mes, a partir del 14 de diciembre, para demostrar que cumplía con su calendario.

Si la actriz mantiene el camino, su libertad condicional podría ser menor el 29 de marzo de 2012, dijo la juez. Si no cumple con los requisitos, tendrá que servir otros 270 días tras las rejas, dijo.

La sentencia completa de este miércoles fue de 150 días por violación a la libertad condicional por robar un collar y 150 días por violar la libertad condicional por la condena por conducir en estado de ebriedad en 2007.

Aunque la sentencia original incluía 360 horas de servicio comunitario en el Downtown Women’s Center del centro de Los Ángeles, la juez dijo que no quería que la fundación de caridad volviera a sufrir con Lohan.

Cuando la juez le llamó al The Good Shepherds Center of Homeless Women, la organización se negó a volver a aceptar a Lohan, “diciendo que era un mal ejemplo”, dijo Sautner.

Sin embargo, parece que la actriz se ajustó bien al trabajo en la morgue del condado de Los Ángeles, en donde el subjefe del forense, Ed Winter, dijo que trabajó en limpieza cuatro días durante dos semanas. “Por lo tanto, la morgue está dispuesta a aceptarte”, dijo la juez. Todo su trabajo comunitario se transfirió ahí, dijo.

Hace dos semanas, el padre de la actriz, Michael Lohan, dijo en el programa Issues with Jane Velez-Mitchell de HLN que su hija no debería estar en prisión, sino en rehabilitación.

La semana pasada, Michael Lohan fue arrestado dos veces por violar una orden judicial para permanecer alejado de su exnovia. CNN supo este miércoles que ahora se encuentra en una celda de “confinamiento administrativo” en la sección de la enfermería de la cárcel de Orient Road en Tampa, Florida, en donde espera el juicio.

Sus problemas legales, que comenzaron hace cuatro años con dos arrestos por conducir en estado de ebriedad, se agravaron porque no asistió a las clases de terapia, y por fallar en las pruebas de alcohol y de drogas.

Su libertad condicional está prevista para que finalice dentro de un año, a menos de que la actriz rompa alguna ley antes de esa fecha. Se prorrogó varias veces debido a violaciones, incluyendo no pasar las pruebas de alcohol y de drogas.

No te pierdas de nada
Te enviamos un correo a la semana con el resumen de lo más importante.

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam)

Ha ocurrido un error, por favor inténtalo más tarde

Publicidad