Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

La Plaza México abre su temporada grande entre debate sobre las corridas

Arturo Saldívar cortó cuatro orejas y un rabo en el inicio de la Temporada Grande, mientras se debate sobre la prohibición de las corridas
lun 07 noviembre 2011 01:57 PM
Plaza de Toros Arturo Saldívar
Plaza de Toros Arturo Saldívar Plaza de Toros Arturo Saldívar

En medio del debate sobre la prohibición de la fiesta brava en la Ciudad de México, la temporada grande en la plaza taurina más importante del país arrancó este domingo.

Un pequeño grupo de personas se congregó a las afueras de la entrada principal de la Monumental Plaza México para protestar en contra de las corridas.

Con la cinta adhesiva en la boca y vestidos de blancos, los activistas levantaban pancartas en las que se podía leer mensajes como: "Sí a la vida, basta de muerte" o "Paz para los toros", mientras elementos policiacos los rodeaban para evitar algún enfretamiento con los amantes de la tauromaquia.

Pero la afición presente en la México también mandó un mensaje en la primer corrida de la temporada en la que destacaban los nombres del veterano Enrique Ponce, Arturo Saldívar y el hijo de una leyenda del toreo, Diego Silveti, quien confirmó alternativa como matador de toros este domingo.

Los tres toreros, junto a sus respectivas cuadrillas, dieron una vuelta al ruedo con una manta que decía: ¡Toros, sí!, frase que al unísono repetía el público que llenaba de aplausos el recinto que estuvo cerca del lleno total.

Al inicio, parecía que los toros estaban también en la protesta: los primeros tres de los ocho de la ganadería de San Isidro no permitieron a los matadores dar un buen espectáculo.

Publicidad

Pero fue apartir de la segunda ronda en la que el torero Saldívar emergió para convertirse en el gran triunfador en la corrida al cortar al final cuatro orejas y un rabo.

Las faenas de Saldívar se llevaron los aplausos de la afición, así como el acierto al matar de estocada completa a su toro de regalo, lo coronó como el gran triunfador.

"Me salí con la mía, fue una tarde redonda y gracias a Dios que me ayudó a lograr este sueño que deseaba desde hace mucho, salir por la Puerta Grande de la Plaza México y en una inauguración, qué más se puede pedir", señaló en hombros de los aficionados, al terminar la corrida, según la agencia Notimex.

El español Ponce tuvo una primera labor desapercibida ante un toro de pésimo juego, para salir con abucheos. Con su segundo mejoró en los tres tercios, hasta cortar una merecida oreja. Con el de regalo se esforzó para dar vuelta al ruedo.

Mientras que Silveti se fue con las manos vacías al terminar con pinchazos y estocada para escuchar palmas con los dos toros que lidió.

A principios de octubre, una iniciativa para prohibir las corridas de toros llegó al pleno de la Asamblea Legislativa de la Ciudad de México para su votación. La iniciativa había sido presentada en 2009 por el asambleísta del Partido Revolucionario Institucional (PRI), Cristian Vargas, y del Partido Verde Ecologista de México (PVEM), Norberto Ascencio Solís.

La propuesta se presentó luego de que la fiesta brava fuera prohibida en la comunidad autónoma de Cataluña, en España, y que las legislaturas de otros países comenzaran a tomar a consideración como modelo a seguir, como fue el caso de México, un país con tradición taurina muy arraigada.

Sin embargo, la votación en la Comisión de Administración Pública no se realizó, por falta de quórum necesario, y semanas después, el legislador retiró su iniciativa, lo que permitió que esta continuara llevándose a cabo.

No te pierdas de nada
Te enviamos un correo a la semana con el resumen de lo más importante.

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam)

Ha ocurrido un error, por favor inténtalo más tarde

Publicidad