Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

La madre del bebé de Hugh Grant consigue ahuyentar a los paparazzi

Tinglan Hong logró un mandato judicial para que los fotógrafos dejen de acosarla a ella y a su pequeña
lun 21 noviembre 2011 12:20 PM
grant
hugh grant grant

La madre de la hija recién nacida de Hugh Grant logró un mandato judicial del Tribunal Supremo de Londres para impedir que tanto ella como su bebé sean acosadas por los medios de comunicación, tras su denuncia de que los paparazzi habían hecho su vida "insoportable".

El mandato se produce en medio de una gran investigación británica sobre los métodos de los medios de comunicación, en la que Grant es una figura destacada, y un escándalo de escuchas telefónicas del imperio mediático News Corp de Rupert Murdoch.

La actriz china Tinglan Hong consiguió la orden la semana pasada pero los detalles se conocieron el viernes cuando el juez Michael Tugendhat explicó sus razones en un fallo, informó la Asociación de la Prensa.

Tugendhat dijo que, aunque Grant era muy conocido, Hong "nunca había buscado publicidad o ser conocida por el público por ninguna razón".

Añadió que ella y Grant, conocido por películas como Notting Hill y Four Weddings and a Funeral habían hecho todo lo posible por mantener en el terreno de lo privado que tenían una hija. Pero Hong ha afirmado que desde el nacimiento "su vida se había hecho insoportable".

"No puede salir de su casa sin ser perseguida y siempre hay fotógrafos esperándola fuera", dijo el juez.

Publicidad

En abril, News of the World publicó una historia en portada titulada La chica secreta de Hugh, en la que se especulaba con el embarazo de ella. Después de eso, la joven fue seguida de forma habitual y fotografiada sin su consentimiento.

Llamadas amenazadoras

El juez también se refirió a un incidente en julio cuando Grant, de 51 años, apareció en un programa de televisión de la BBC y habló sobre las escuchas telefónicas, de las que es una presunta víctima.

Esa noche, Hong, de 32 años, que estaba embarazada de siete meses, recibió llamadas de teléfonos anónimas.

"Después de ignorarlas en un primer momento contestó a una", dijo el juez. "La persona que llamaba dijo: 'Dile a Hugh Grant que se calle de una vez'", añadió.

El fallo judicial dijo que Hong estaba aterrorizada y desde entonces cambió su número de móvil. Desde que nació la niña, no ha sido capaz de sacarla a la calle ni tampoco de "cuidarla de una manera normal", dijo el juez.

El próximo lunes, Grant será uno de los primeros "participantes principales", que dicen haber sufrido desmedidamente a manos de los periódicos, en prestar declaración en una investigación pública.

Esta fue creada por el primer ministro David Cameron en julio después de que se revelase que periodistas del semanario News of the World de Murdoch intervinieron el teléfono de una adolescente desaparecida, Milly Dowler, que luego fue hallada muerta.

Los padres de Dowler también testificarán este lunes.

La investigación ha revelado que podría haber hasta 5,800 víctimas de espionaje en un caso que ha exhibido el comportamiento poco ético de algunos diarios británicos.

News International, la unidad editorial británica de News Corp, ha admitido a la investigación que las escuchas telefónicas podrían haber seguido más allá de 2007, cuando su antiguo corresponsal de la familia real fue encarcelado por esa práctica.

No te pierdas de nada
Te enviamos un correo a la semana con el resumen de lo más importante.

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam)

Ha ocurrido un error, por favor inténtalo más tarde

Publicidad