Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

El plan Ford: menos venta pero más valor

La estrategia contrarresta la baja en la venta de unidades y la pérdida de participación en México; ofrece innovaciones y mayor eficiencia en el consumo de combustible para generar más utilidades.
mar 18 enero 2011 06:00 AM
El valor agregado que Ford ha puesto en sus autos permite a los distribuidores obtener utilidades de 10%. (Foto: Adán Gutiérrez)
ford (Foto: Adán Gutiérrez)

El objetivo de Ford en México no es vender muchas unidades sino incrementar el valor agregado de sus autos y por lo tanto su precio para obtener más utilidades, de acuerdo con Gabriel López, presidente y director de Ford México .

Para la firma , el hecho de vender menos unidades y perder participación en el mercado mexicano no es una amenaza.

Mientras las cifras de la automotriz estadounidense parecían desalentadoras con una caída anualizada de 7.1% de enero a septiembre de 2010, las ventas en el mismo periodo de Nissan -el líder en términos de volumen- aumentaron 23.7%, según datos de la Asociación Mexicana de la Industria Automotriz (AMIA).

"La estrategia para México no es hacer una marca de volumen, sino dar valor por el dinero", expresó el presidente y director de Ford México a un salón en donde se encontraban cerca de 700 de sus empleados.

El objetivo de la automotriz es alcanzar mayor rentabilidad a través de ‘autos globales', como el Fiesta, innovación tecnológica en su línea de vehículos y una mejor eficiencia en el consumo de combustible.

En el tercer trimestre de 2010, la empresa reportó ganancias en todos los mercados donde opera. En América del Norte (el dato más desglosado que incluye México) obtuvo 1,600 millones de dólares (mdd), mientras que a nivel mundial, reportó utilidades por 6,400 mdd de enero a septiembre, más que ningún otro competidor.

Publicidad

Estos resultados alegran a los distribuidores.

"El valor agregado de los autos de Ford nos permite obtener utilidades de 10%", dice Adrián Gándara, gerente de la distribuidora Alden Tacubaya.

A pesar de que este porcentaje es el mismo que en 2009, los precios de los vehículos se incrementaron. Por ejemplo, la versión más barata del Ford Fiesta pasó en 2009 de 138,000 a 179,000 pesos en 2010, y la más equipada de 191,000 a 239,000 pesos.

Guillermo Rosales, director de Relaciones Institucionales de la Asociación Mexicana de Distribuidores Automotores (AMDA), explica que el promedio de los márgenes de ganancia de las distribuidoras es de 7%.

En unidades vendidas (volumen), Nissan obtuvo una participación de mercado de 23% de enero a noviembre de 2010 y cuatro de los 10 vehículos más vendidos en México fueron suyos.

En el caso de Ford , de 2009 a 2010, la participación se mantuvo al pasar de 10.1% a 10.4%. Sólo que con vehículos con un precio mayor.

Publicidad
Publicidad