Publicidad
Publicidad

Especie en extinción

Justo cuando más falta hacen, los empresarios escasean. ¿Dónde quedaron aquellos valientes dispue

Hace unos días, el gerente de una de las plantas chihuahuenses de Delphi Systems señalaba, con tristeza, que encontrar fabricantes mexicanos dispuestos a invertir para transformarse en proveedores del coloso estadounidense de autopartes es una misión casi imposible. La corporación tiene 56 plantas en México, ocupa a más de 65,000 compatriotas y tiene como política dar preferencia a proveedores locales. El problema es que éstos –con sus destacadas excepciones, por supuesto– no se animan a hacer las necesarias inversiones para cumplir con los estándares de la firma de Detroit.

-

Casos como este hay centenas similares. Las oportunidades se dejan pasar porque los pocos empresarios mexicanos sobrevivientes a los constantes ciclos de crisis económicas y financieras viven atemorizados. ¿Cómo invertir en negocios cuyos retornos llegarán en un lustro o más, en un país que suele autodestruirse y reinventarse cada seis años? Ante la no toma de riesgos, gigantes como la multinacional estadounidense se surten en otros lados.

Publicidad

-

Sí. Justo cuando más falta hacen, los empresarios escasean. A tal grado, que en México ya pueden empezar a considerarse una especie en extinción. ¿Exageración? Basta con mirar al sistema financiero para corroborarlo. O a la industria automotriz. O a la farmacéutica. O al moribundo sector textil. Por lo pronto, en esta edición es posible asomarse a 100 de los pocos casos que se mantienen con vida. Y créanme que no todos los que aparecen ahí tienen la garantía de subsistir en el próximo listado.

-

Lo dijo ya Gabriel Zaid con una muy profunda frase, que debería estar más a menudo presente en los arquitectos de la política y la economía mexicana: “Hacen falta empresarios creadores de empresarios.” Es decir, hombres y mujeres de negocios que empujan cadenas de valor que contribuyen al desarrollo de pequeños y medianos proveedores. Un círculo virtuoso, tan presente en países como Italia, Francia y Alemania, casos indudables de éxito en ese sentido, y de lo que se ha hablado hasta el cansancio en las páginas de esta revista.

Publicidad

-

Pero, hoy, Italia, Francia y Alemania parecen más lejanos que nunca.

-

*El autor es director editorial de Grupo Expansión y está tan preocupado con este tema que no encontró posibilidades de escribir con sentido del humor. Retroalimentación a: jstaines@expansion.com.mx .

Publicidad

NOTICIAS DEL DÍA
Dos envíos de lunes a viernes con las noticias más importantes.

has quedado suscrito al newsletter.

Publicidad