Publicidad
Publicidad

Nuestras Historias

Periodo de entrenamiento

Avanza en la integración vertical de negocios deportivos y abre nueve centros. ¿Cuándo será una

Martí Posición en las 500 1297

- Desde las ocho, cada mañana, al ritmo de una canción de moda, 1,500 -fanáticos de la salud le pegan al pedal de la bicicleta bajo el techo de algún -gimnasio o centro deportivo Sport City. Probablemente visten sudaderas y -tenis que compraron en alguna tienda del Grupo Martí y tal vez les entrena un -egresado de la universidad del mismo nombre.

- ¿Funciona? A 450 calorías quemadas por persona y hora, Grupo Martí se ha -propuesto demostrar que el deporte es tan sinérgico como la más avanzada -empresa de tecnología. Y eso que hoy sólo uno de cada 100 mexicanos practica -ejercicio de manera frecuente, frente a los 10 estadounidenses que lo hacen. “Mi -ilusión es que sean 3,000 personas por hora las que se ejerciten en todos los -establecimientos”, dice Alejandro Martí, en su despacho.

- En 1994 a Martí se le ocurrió expandir el negocio familiar de compraventa -de artículos deportivos. Su plan, “una locura”, según todo el mundo, -comenzó cuando plantó 6,000 metros cuadrados a un lado del periférico del -Distrito Federal dedicados al ejercicio.

- A la vista de los resultados, no fue tan descabellado. El año pasado los 14 -Sport City contribuyeron con 17% de la facturación del grupo, $1,663 millones -de pesos. El resto procede de las 74 tiendas que tiene en todo el país, en sus -distintas especialidades.

- Los planes de crecimiento no son sólo palabrería. El grupo destinará $100 -millones de dólares para la construcción de nueve centros Sport City -que se inaugurarán este año y el próximo. Su prioridad es la consolidación -del área metropolitana del DF, donde se construyen seis de estos centros, -llegará a Puebla y León y abrirá los segundos Sport City en Guadalajara y -Monterrey.

Publicidad

- El grupo, que gracias a su diversificación logró superar la crisis de 1995, -no lo va a tener tan fácil, porque cada día estará menos solo. En abril -desembarcó Bally Total Fitness, una de las mayores cadenas estadounidenses de -gimnasios, con una inversión de $20 millones de dólares en Monterrey y la -franquicia de la también enorme Gold´s Gym –más de 650 centros en Estados -Unidos– mantiene su crecimiento. ¿Se repetirá la historia de que la -competencia extranjera se come a los locales?

- Sonriente y con mirada entretenida, Martí responde en su despacho del Sport -City Eureka, inaugurado hace 10 años en un DF que era mucho más hostil al -concepto de salud, “¿Cuál competencia? No tenemos tecnología americana, no -somos franquicia. Somos un concepto único y es 100% mexicano”.

- El grupo lleva cinco años consecutivos de aumento en las ventas, un -crecimiento acumulado desde 1998 de 178%. Hoy, el que aún es su negocio -principal, la oferta de artículos deportivos especializados en 88 tiendas, ya -representa 30% de las ventas del mercado formal mexicano.

- Quizá donde aún se ven rezagos es en la evolución de la rentabilidad del -negocio, que se encuentra en fase de expansión. Las utilidades antes de -ingresos extraordinarios fueron 4.6% de las ventas, $75 millones de pesos, por -debajo de 5.1% de 2002.

- Un nuevo mercado
-¿Cómo se le ocurrió apostarle al segmento deportivo en un país donde la -cultura física es baja? “Este nicho es el futuro del mundo, dice Martí. El -hecho de que la gente tenga mejor alimentación o mayor longevidad no garantiza -que viva mejor”. Martí, que arrancó su trabajo diseñando prendas para la -tienda familiar en el centro de la ciudad de México, pensó que las grandes -metrópolis requerían ínsulas de salud.

- La obsesión dietética y del bienestar, para fortuna de la compañía, es -una tendencia que llega a los sectores de mayor poder adquisitivo de la -población. Cada cliente de Sport City paga una cuota de $1,400 pesos -mensuales. “Toda la nueva ola de gente que quiere verse y sentirse bien va muy -amarrada con el poder adquisitivo”, dice Gaspar Quijano, analista de Vector. Los -Sport City han tenido un papel clave en la llamada “californización” -del estilo de vida. “Si [Grupo Martí] se quedara en las tiendas, estaría -muerto”, dice Quijano.

Publicidad

- El corporativo registró un incremento de 2% en sus ventas durante el primer -trimestre de 2004 contra el mismo periodo de 2003, superando así el crecimiento -del 8.8% en los establecimientos de la Asociación Nacional de Tiendas -Departamentales y de Autoservicio. Para finales de este año, Alejandro Martí -espera un crecimiento superior a 20% tras la apertura de nuevos centros de -acondicionamiento físico.

- “En 1995 teníamos 700 empleados, hoy tenemos 3,600 directos. Éramos 22% -de lo que somos ahora. Hoy somos 22% de lo que vamos a ser en cuatro años”, -pronostica el directivo. Por ahora, planea la apertura de cuatro o cinco nuevas -tiendas Martí para 2005.

- Ha recibido solicitudes para exportar su modelo a América Latina y a Estados -Unidos. “No hay nada en concreto, apenas se está estudiando y la prioridad es -consolidarse en México”, dice. De lo que tiene certeza es de que no va a -recurrir a las franquicias. Tiene claro que su mayor competencia sería la -incompetencia al servir a sus clientes.

- La compañía tenía un valor en bolsa de $1,350 millones de pesos a finales -de mayo, 0.77 veces sus ventas, 1.12 veces su valor en libros. Aunque su -cotización aumentó 37% en el último año, el problema que el analista de -Vector detecta es la baja bursatilidad para una empresa que lanzó su oferta -pública inicial hace más de 10 años, en 1992. De hecho, de diez analistas -consultados, sólo él aceptó dar comentarios. El resto no cubre al grupo por -sus bajos niveles de flotación.

- Aun con baja bursatilidad, Martí anticipa que no va a deslistarse de la -bolsa porque el hecho de cotizar los obliga a tener la pulcritud y metodologías -a las que se acostumbró. Actualmente se financia con flujos propios, ante una -deuda que apenas suma $19 millones de dólares. Espera crecer más para darle -mayor grado de dispersión a sus acciones. “Hemos aprendido que necesitamos -dimensiones mucho más grandes para participar en el mercado”, dice el -empresario, “estamos en el proceso de hacer tamaño de empresa”.

- El modelo de crecimiento aspira a una empresa que participe plenamente en el -mercado bursátil. El flujo que generan las ventas de las tiendas permite -financiar la construcción de nuevos centros deportivos a través de deuda de -largo plazo. Una vez que estos captan socios suficientes, la compañía puede -seguir con su crecimiento. “La empresa tendrá la plataforma para lanzar una -segunda gran época en la que busquemos fórmulas de pulverización de nuestro -capital”, dice Martí.

Publicidad

- La segmentación y sus problemas
-Ante la creciente competencia, se ha enfocado a ofrecer sus productos y -servicios a segmentos del mercado cada vez más específicos. “Hay una gran -diferencia entre la ropa deportiva para vestir casual y la ropa técnica”, -dice Martí. En futbol, a través de las tiendas Martí Soccer Soccer, -venden entre 25 y 30% de las playeras de los equipos que se venden en el mercado -formal –esto no incluye las tiendas del Sport City–. Son el principal -cliente de Nike en México a través de tiendas especializadas.

- La estrategia sigue el enfoque de buscar mercados no explorados. El grupo ya -cuenta con oferta para mujeres (women´s workout) y niños por separado. -“El enfoque en nichos de mercados es una buena idea”, opina Eduardo Caccia, -socio de la consultora Branding Group en San Diego, California. “Vivimos en un -mundo donde el traje a la medida es la diferencia competitiva”.

- El único común denominador del mercado de Martí es el del deportista -serio, que dedica tiempo a alguna actividad física de manera constante. Esto ha -generado, según Caccia, cierta pérdida de identidad en algunas marcas. “Deberían -ser más claros en ordenar sus submarcas, pues incluso Martí Soccer Soccer -y Bodega Martí no parecen miembros de la misma familia”, dice. En su -opinión, la mejor marca del grupo es por mucho Sport City, que dicta -tendencias y ha revolucionado el concepto de gimnasio que teníamos en México.

- Calculando futuras demandas, la empresa anticipa un incremento en la -exigencia por profesionales del deporte. Consecuentemente decidió extender la -línea de negocio al abrir la primera universidad del deporte en México: Sports -City University. “Estamos instruyendo gente que mantenga nuestra -filosofía técnica. En el corto plazo estamos preparando 1,500 personas”, se -jacta Martí. El empresario se refiere a una filosofía que echa mano de la -tecnología para maximizar los resultados del deporte, demandando el mínimo de -esfuerzo físico sin peligro de lesiones.

- Sobreviviente de la crisis
-Todo suena a cuento de hadas, pero el presente le costó más que sudor. Cuando -inauguró el primer Sports City Eureka, sucedería algo que pudo haber -roto los sueños y planes del empresario. En una economía aparentemente -boyante, Martí contrajo deuda denominada en dólares y pesos para financiar -este proyecto.

- Para enero de 1995, tras la devaluación del peso, Martí fue testigo de la -brutal alza de intereses de su deuda. En mayo de ese año sus obligaciones con -bancos locales y extranjeros sumaron $130,000 millones de pesos. Ese mismo año -sus ventas cayeron 11.7%. Adicionalmente los bancos locales lo urgían a cubrir -sus pagos a corto plazo, sin importar que la inversión haya sido a largo plazo. -Todo apuntaba que la empresa estaba al borde de la quiebra.

Publicidad

- El directivo solicitó una reestructura de deuda en tiempo y plazos pero no -se la concedieron. En marzo de 1996 el Grupo se acogió a la ley de suspensión -de pagos y capitalizó 40% de su adeudo a través de la venta de acciones a los -acreedores. En cuestión de un mes, esta acción le metió la espuela a los -bancos para ponerse de acuerdo.

- En 1999 Martí compró a los bancos $12.5 millones de dólares para recuperar -100% de las acciones que tenían en sus manos. La empresa cumplió con el pago -hasta el último centavo.

- Otra de las razones por las que permanecerá en la bolsa es tener acceso a -capital barato cuando decida recurrir a éste. Martí no pide tregua. -Actualmente se encuentra en negociaciones con un productor de comida sana. El -objetivo de este proyecto es vender bebidas energéticas con el sello Martí. -Sin ninguna duda, el grupo se sigue entrenando rigurosamente.

¿Tienes poco tiempo?
Infórmate en menos de cinco minutos de lo más importante del día.

has quedado suscrito al newsletter.

Publicidad
Publicidad