Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Evita que la renta ‘devore’ tus finanzas

Destinar más de 30% de tu ingreso mensual al arrendamiento de vivienda puede ponerte en aprietos; generar ahorros en los gastos para este concepto puede ser más fácil de lo que pensabas.
mar 28 junio 2011 06:03 AM
Si no tienes tiempo para empacar, puedes contratar los servicios de una compañía de mudanzas para que lo haga. (Foto: Photos to Go)
vivienda casa mudanza renta hipoteca familia (Foto: Photos to Go)

El tráfico diario de las horas pico, la carga de trabajo e incluso los cambios en el estilo de vida, como el matrimonio o el nacimiento de un hijo, pueden ser el detonante para buscar una nueva casa.

El primer impulso es ver la sección de clasificados y tratar de encontrar un espacio que se adapte a tus necesidades y presupuesto, pero suele suceder que una vez en tu nuevo hogar, descubres que estás pagando más de lo que realmente puedes.

Para que esto no te ocurra, debes asegurarte que tu pago de renta no exceda el 33% del ingreso mensual total, pues de lo contrario, te verás en dificultades para hacer frente a la obligación, recomienda Alejandro Zamora, investigador de contenidos de economía y finanzas del Museo Interactivo de Economía (MIDE) ,

Un análisis de Metros Cúbicos.com señala que el valor de las rentas depende de tres factores: el espacio en metros cuadrados, la ubicación y los costos de transporte aledaños.

Así, de acuerdo con datos del MIDE, el Distrito Federal tiene los costos más altos en las cuotas de arrendamiento de casas y departamentos, con un promedio de 26,000 pesos; le siguen Guadalajara, con 19,000 y Puebla con 15,000, aunque todo depende de la zona, pues la renta promedio en la delegación Miguel Hidalgo -del DF- alcanza los 32,000 pesos.

"Pareciera que con el tiempo, vivir cerca de los centros de trabajo se convierte en un sueño, hay que tener presente que es necesario que si se va a rentar una vivienda por estar cerca de la oficina, los gastos de transporte y comida se tengan en mente a la hora de planear el presupuesto", explica Alejandro Zamora.

Publicidad

La razón para determinar el 33% como el 'número mágico para rentar' proviene de que los bancos y las instituciones que ofrecen créditos hipotecarios requieren pagos de esa proporción de los ingresos totales : se trata de un cálculo diseñado para que el gasto en vivienda no sea excesivo y no limite el poder de compra.

Alejandro Zamora recomienda que, antes de firmar un contrato de alquiler de una casa o departamento, el interesado analice sus necesidades, pues quizá si eres soltero no requieres un lugar con tres recámaras y una cocina enorme.

Otro factor a tomar en cuenta es la clasificación de los tipos de vivienda y los segmentos salariales, pues si tus ingresos son menores a 26 salarios mínimos (alrededor de 44,000 pesos) no tendrás oportunidad de cubrir con la renta de una casa residencial cuyo valor supere 1.3 millones de pesos.

¿Cómo evito que me sofoque?

Si ya destinas cerca de 30% de tu ingreso al pago de renta y quieres evitar que te asfixie, el equipo de investigación del MIDE te recomienda:

1-Si tus ingresos son flexibles, por lo que un mes puedes vivir como rey y al siguiente comer sólo sopas instantáneas, es momento de que plantees un presupuesto y te administres.

2-Evalúa los aumentos de tu renta. Es natural que tu casero aumente la cuota de arrendamiento cada año, sin embargo, si este aumento supera a la inflación (entre 3 y 4 %), es momento de buscar un nuevo hogar.

3-No pagues por lo que no necesites. Por muy bonito que sea el edificio, evade firmar un contrato que incluya pago de mantenimiento del área infantil, aún más si eres soltero...

4-Ahorra electricidad. Las instalaciones eléctrica, de gas y agua son una fuga de dinero si no sabes utilizarlas y generar ahorros.

5-Detecta vicios ocultos. Antes de firmar un contrato que te haga responsable por una propiedad asegúrate que esté en buen estado, de lo contrario, cualquier avería -como una gotera por falta de impermeabilizante- correrá por tu cuenta.

6-No le 'hagas el feo a las viejitas'. Las casas y departamentos con más de 30 años de antigüedad tienen costos menores de arrendamiento que las viviendas nuevas.

¿Quieres saber cómo cuidar tu dinero?
Recibe nuestro contenido sobre ahorro, gasto e inversión en un correo semanal.

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam)

Ha ocurrido un error, por favor inténtalo más tarde

Publicidad