Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Fracasa diálogo Costa Rica-Nicaragua; OEA inspecciona la zona en disputa

Para iniciar el diálogo, de acuerdo a la resolución de la OEA, Costa Rica exigía el retiro de todo elemento armado en la zona en conflicto
vie 26 noviembre 2010 06:37 PM
Frontera Nicaragua y Costa Rica
Frontera Nicaragua y Costa Rica Frontera Nicaragua y Costa Rica

El intento de entablar un diálogo entre Costa Rica y Nicaragua para solucionar el litigio fronterizo fracasó este viernes al negarse Managua a aceptar la condición de replegar sus tropas de la zona caribeña que ambos países reclaman como propia y que fue objeto de una inspección de un delegado de la OEA.

La reunión binacional estaba prevista para este viernes y este sábado con la presencia de ministros de Exteriores el primer día, y la de los presidentes el segundo, pero ninguno de los dos cedió en su posición acerca de las condiciones en que se debería dar el encuentro.

El embajador de Nicaragua en San José, Harold Rivas, declaró que a la cita en Costa Rica "no viene nadie", e insistió en que su país está dispuesto a sentarse a conversar, pero aclaró que ese diálogo debe ser "incondicional".

El diplomático afirmó que el encuentro quedó cancelado "hasta nueva fecha", tras afirmar el canciller costarricense, René Castro, el pasado jueves, que para entablar conversaciones es necesario el retiro de las tropas nicaragüenses de la zona de controversia.

Costa Rica exigía que la cita binacional se realizara de acuerdo a una resolución del Consejo Permanente de la Organización de Estados Americanos (OEA), que pedía la retirada de todo elemento armado de la zona de controversia y el reinicio de conversaciones sobre asuntos limítrofes con el acompañamiento de ese organismo.

El embajador nicaragüense abogó por un diálogo "incondicional" y rechazó cualquier presencia de la OEA en las conversaciones.

Publicidad

"Nunca nos ha acompañado la OEA en una reunión binacional, entonces por qué tiene que hacerlo ahora", declaró Rivas.

El canciller Castro se presentó en la cercana población de Alajuela, en la sede del Instituto Centroamericano de Administración de Empresas (INCAE), donde estaba prevista la cita, con el fin de dejar constancia de que Costa Rica cumplió su parte.

Castro tiene planeado reunirse en las próximas horas en ese lugar con el embajador de la OEA en San José, Patricio Zuquilanda, y con Dante Caputo, quien visita Costa Rica como delegado y asesor político del secretario general del organismo, José Miguel Insulza.

Caputo sobrevoló este viernes en helicóptero la zona de litigio, con el fin de realizar observaciones sobre el cumplimiento de la resolución del Consejo Permanente de la OEA, para luego entregárselas a Insulza, explicó el embajador Zuquilanda.

El representante de la OEA en San José comentó que Insulza decidirá si rinde un informe con las observaciones de Caputo en la reunión de los cancilleres del organismo, prevista para el próximo 7 de diciembre, en la que se analizará el litigio entre Costa Rica y Nicaragua.

Tras fracasar el diálogo, autoridades diplomáticas de Costa Rica manifestaron que el país continuará con una ofensiva en distintos foros internacionales para alcanzar una solución al litigio.

Entre estas acciones se encuentra una denuncia contra Nicaragua por daños a un humedal de importancia internacional, que fue interpuesta ante la Convención Ramsar, cuya Secretaría enviará la próxima semana un grupo de expertos a Costa Rica.

El embajador de Costa Rica en Ginebra, Manuel Dengo, confirmó este viernes que los técnicos de la Secretaría de la Convención Ramsar se reunirán el domingo con autoridades costarricenses y el lunes realizarán una visita a la zona de controversia.

Desde el pasado 21 de octubre , Costa Rica, país que carece de Ejército, ha denunciado a Nicaragua como responsable de daños ambientales y de "invadir" con militares una porción de la Isla Calero, como parte del dragado que realiza Managua del fronterizo río San Juan.

San José acusó a Nicaragua ante la OEA, la Corte Internacional de Justicia (CIJ) y la Secretaría de la Convención Ramsar, de daños ambientales y de violación a la soberanía en la construcción de un canal de un kilómetro de longitud en territorio costarricense para unir el río San Juan con la laguna Los Portillos, ambos cuerpos de agua nicaragüenses.

Nicaragua asegura que todos los trabajos han sido en territorio propio y que es allí donde se encuentran sus militares "combatiendo el narcotráfico.

Publicidad
Publicidad