Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

La iglesia anglicana en Iraq desafía a extremistas y celebrará la Navidad

Mientras algunos líderes han pedido ser reservados antes las festividades, los anglicanos han decidido celebrar para vencer el miedo
jue 23 diciembre 2010 08:31 AM
Iraq Santa
AFP-Iraq-cristianos-Santa Iraq Santa

Algunas iglesias en Iraq han decidido bajar el tono de celebración de las fiestas navideñas, tras la violencia dirigida a los cristianos en las últimas semanas.

Los líderes religiosos tomaron la decisión poco después de una reunión en el norte kurdo de Iraq, dijo el arzobispo Louis Sako, el jefe de la Iglesia Caldea en Kirkuk.

No habrá misas de Nochebuena, ni Santa Claus ni decoraciones en algunas iglesias durante la Navidad o el Año Nuevo, señaló Sako. Salvo algunas, las misas de Navidad sí se celebrarán como de costumbre.

Las cancelaciones no incluyen la región kurda, relativamente segura en el norte de Iraq.

Las autoridades mencionaron que incrementarán la seguridad alrededor de las iglesias en Kirkuk. En Mosul, los residentes dijeron que las celebraciones han sido canceladas.

Sin embargo, sólo la iglesia anglicana de Bagdad, de San Jorge, sí celebrarán la Navidad como de costumbre.

Publicidad

"La mayoría de las iglesias aquí en Bagdad han cancelado las celebraciones de Navidad," contó Canon Andrew White, vicario de la iglesia.

"Pero nosotros no. La celebraremos al máximo. Si todo es horrible, uno tiene que encontrar alguna diversión".

Decenas de familias se reunieron en la iglesia el pasado domingo cuando Santa repartió regalos a los niños que cantaban villancicos.

"Tenemos que celebrar, a pesar de todos los problemas... y no permitir que la tristeza prevalezca", dijo Mariam Samir, que acude a rezar a la iglesia.

Samir señaló que los ataques contra los cristianos se han intensificado, lo que provocó temores por las celebraciones públicas de este año.

Shameil Mikhael, que llevó a su hija de 3 años a la celebración, relató que la situación no es la misma después del ataque a una iglesia de Bagdad.

Un atentado en la sede católica de Nuestra Señora de la Salvación , el 31 de octubre, dejó 70 personas muertas. Cincuenta y tres de las víctimas eran cristianos, una minoría en una nación predominantemente musulmana.

Un grupo vinculado con Al Qaeda se atribuyó la responsabilidad por el ataque y amenazó con más violencia .

"Pero eso no nos asusta, aumenta nuestra determinación", dijo Mikhael.

La mayoría de los iraquíes lo han perdido todo, y se aferran a su fe, según White.

"… Es muy fácil concentrarse en lo que a uno le dan y lo que uno recibe", mencionó. "Aquí no tenemos nada, cuando lo has perdido todo, sólo tienes a Jesús".

De acuerdo con los mensajes en un popular foro de cristianos iraquíes, algunos pueblos iraquíes y las comunidades cristianas en el extranjero han cancelado las celebraciones en señal de solidaridad con las víctimas del ataque en la iglesia de Bagdad.

La violencia ha provocado un " éxodo lento pero constante " de miles de cristianos de Bagdad y Mosul, de acuerdo con un informe de la agencia de refugiados de la ONU la semana pasada.

Antes de la invasión de 2003 -liderada por Estados Unidos-, existían en Iraq 1.4 millones de cristianos, pero la violencia y la persecución que siguió provocó que casi la mitad de ellos huyeran. La mayoría se han refugiado en la región kurda, mientras que otros han buscado asilo en el extranjero.

Las oficinas de la ONU en Siria, Jordania y el Líbano han reportando un número creciente de iraquíes cristiana en sus países.

El Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos dijo que los cristianos de Bagdad y Mosul se han dirigido a otros destinos en Iraq, incluida la región kurda y las llanuras de Nínive, que tienen una fuerte presencia cristiana.

Publicidad
Publicidad