Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

El número de muertos en Libia ronda los 1,000, según ministro italiano

Libios reportan que hay escasez de alimentos y que el gobierno le paga a los ciudadanos por apoyar a Moammar Gadhafi
mié 23 febrero 2011 12:49 PM
turcos esperan para embarcar un barco turco
libia-exodo turcos esperan para embarcar un barco turco

Las líneas de batalla en Libia se dibujan claramente luego de que su líder, Moammar Gadhafi, aseguró que permanecerá en el poder o morirá como un "mártir" y los manifestantes antigubernamentales anuncian más protestas.

Mientras tanto, el número de muertos por los disturbios podría llegar a 1,000, de acuerdo con el ministro del Exterior de Italia, Franco Frattini.

Los habitantes de la capital, Trípoli, escucharon disparos esporádicos por la noche, contó una testigo a CNN. Al amanecer, los calles lucían "limpias y como si nada hubiera pasado", añadió.

La mayoría permanecían en sus casas mientras aumentaba la presencia de fuerzas de seguridad en las calles, luego de que Gadhafi defendió con vehemencia su régimen en un desafiante discurso televisado el martes.

Se han instalado más puntos de revisión, especialmente cerca del centro, lo que restringe el movimiento de las personas, explicó la testigo.

La escasez de alimentos empeora, agregó. Cuando su familia salió a conseguir pan el miércoles por la mañana, las tiendas estaban cerradas.

Publicidad

El presidente francés Nicolás Sarkozy, llamó a la Unión Europea a imponer sanciones a Libia como "la prohibición de acceder al territorio europeo y llegar a cabo monitoreo financiero".

"Mientras continúa la represión brutal y sangrienta contra el pueblo de Libia, Francia y los franceses siguen estos eventos con horror y compasión", dijo el presidente.

Entre las personas atrapadas en medio de los violentos disturbios en Libia hay refugiados y gente que busca asilo político, según las Naciones Unidas, por lo que llamó a los países vecinos a recibir a quienes huyen de la agitación.

Los reportes que ha recibido el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados son preocupantes, dijo la vocera del mismo, Melissa Fleming.

"Un periodista nos pasó información de somalíes en Trípoli que dicen que son cazados bajo la sospecha de que son mercenarios. Dicen que se sienten atrapados y que temen salir de sus casas a pesar de que tienen poca comida", dijo Fleming.

El miércoles, el presidente iraní, Mahmoud Ahmadinejad, instó a los países de la región a permitir a la gente expresar sus opiniones , según la Agencia de Noticias de la República Islámica. El mandatario también se preguntó cómo el líder de un país podía matar a su propio pueblo usando armas y tanques de guerra.

Cuando cayó el régimen del Hosni Mubarak en Egipto tras 18 días de protestas, los iraníes protestaron en su país y fueron sometidos con fuerza.

La evacuación

Gobiernos alrededor del mundo tratan de sacar a sus ciudadanos de la volátil Libia. Estados Unidos envió un ferry este miércoles para llevar a viajeros desde Trípoli a Malta.

Dos barcos turcos con más de 3,000 personas dejaron Benghazi este miércoles por la mañana, según el ministerio del Exterior de ese país.

La renuncia de un ministro

Horas después de que el ex ministro del Interior de Libia, Abdul Fattah Younis dimitió a su cargo y se unió a los manifestantes, el gobierno informó que había sido secuestrado.

El ex ministro había dicho a CNN que renunció tras escuchar que 300 civiles desarmados habían sido asesinados en Benghazi. También acusó a Gadhafi de planear ataques a gran escala contra los libios y pronosticó que los manifestantes alcanzarían la victoria "en días u horas".

Medios locales reportaron que "bandas" habían secuestrado al ex funcionario en Benghazi, una ciudad que según testigos está tomada por la oposición.

Al-Abidi aseguró que el este del país ya no estaba bajo el control de Gadhafi y que las fuerzas de seguridad habían recibido órdenes de no disparar a menos que fuera en defensa propia.

El discurso de Gadhafi         

Gadhafi no ha dado muestras de dejar el poder. "Este es mi país, el país de mis abuelos", dijo el líder de 68 años.

Llamó a los manifestantes "ratas" que son "agentes" de los servicios secretos extranjeros, y advirtió que quien fomentara la discordia y usara armas contras el país sería ejecutado.

La imagen que Gadhafi y el gobierno dan sobre lo que sucede en Libia difiere de lo que reportan testigos, como tiroteos desde helicópteros contra manifestantes.

CNN no pudo confirmar los reportes de zonas como Benghazi. El gobierno libio mantiene un férreo control sobre las comunicaciones y no ha respondido a repetidas solicitudes de CNN para ingresar al país.

Restricción de manifestantes

Algunas personas trataron de recoger los cadáveres de sus seres queridos pero las autoridades se negaron a entregárselos a menos de que firmaron un documento en el que aseguraban que esas personas habían muerto en cirugía, según una figura de la oposición.

A los estudiantes en Trípoli les ofrecieron títulos si se unían a los manifestantes que apoyaban a Gadhafi en la plaza Verde. A otros les ofrecieron dinero si pegaban fotografías de Gadhafi en sus casas o autos.

En el este de Libia, personas armadas vestidas como civiles vigilaban las calles mientras los líderes de la oposición parecían tener el control de la zona, reportó Ben Wedeman, de CNN. Wedeman es el primer corresponsal de televisión que logra entrar a esa zona de Libia.

Habitantes de lugar dicen que cientos de mercenarios del África subsahariana habían sido asesinados o atrapados mientras peleaban a favor de Gadhafi, y que muchos otros parecían haberse unido al movimiento antigubernamental.

Publicidad
Publicidad