Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

El muro levantado para proteger Ryoishi fue abatido por el tsunami

Los habitantes del pueblo pesquero de Ryoishi confiaban en que sus muros lo protegerían; sin embargo, el tsunami los arrasó y acabó con él
lun 11 abril 2011 02:15 PM
Japón - Ryoishi
Japón - Ryoishi Japón - Ryoishi

Kawasaki Takeshi intentó ocultar sus ojos mientras lloraba. Él está reviviendo el momento cuando "la gran ola" lo persiguió junto con su esposa a las colinas.

Su conmoción es mucho más grande pues se supone que eso no debería pasar aquí. No en el pequeño pueblo pesquero de Ryoishi en donde una pared de nueve metros solía proteger el paisaje.

No es el primer tsunami en devastar el lugar. Hace 100 años una ola gigante arrasó con la aldea y se cree que mató al 90 por ciento de sus residentes.

En esta ocasión se suponía que sería diferente, pero la fuerza del agua fue tanta que deshizo parte de la pared y sencillamente pasó encima de ella destruyendo todo lo que estaba en su camino.

Takeshi solía vivir en las montañas, pero se mudó a la costa luego de que construyeron la pared, dice que lo hacía sentir seguro.

"No es un mal lugar y los tsunamis no son frecuentes, pero después de ver la ola gigante, mi esposa y yo hemos decidido no estar aquí", dijo.

Publicidad

Su casa y el barco que le brindaban vida ya desaparecieron. Takeshi solía pescar abulón y erizos de mar. La industria pesquera era de las que más empleos brindaba en la región, pero tan sólo en la prefectura de Iwate 96 por ciento de las embarcaciones fueron destruidas.

Es difícil ver cómo se pueda recuperar la industria pesquera. Takeshi se mudará de la costa como también su vecino y colega pescador. Su esposa se ha rehusado a regresar desde el tsunami.

A la edad de 77 años, es difícil para él empezar de cero. Pero recoge cualquier resto de su equipo de pesca que pueda encontrar, por si acaso. Lo que quedó intacto apenas llena una canasta pequeña.

Su vecino encuentra su reloj. Marca las 3:22 pm (hora local), el momento exacto en que cambió su vida y la de otros tantos.

Publicidad
Publicidad