Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

El gobierno de Yemen ataca un canal de televisión tomado por opositores

Estados Unidos ordenó a las familias de los empleados del gobierno salir del país, que ha sido sacudido por disturbios civiles
jue 26 mayo 2011 07:51 AM
Yemen Violencia
Yemen Violencia Yemen Violencia

Las fuerzas del gobierno en Yemen atacaron un canal de televisión controlado por la oposición con granadas propulsadas por cohetes durante la noche, sacándola del aire, informaron testigos este jueves a CNN.

El ataque se dio mientras ocurren batallas callejeras entre las fuerzas gubernamentales y los miembros de la tribu al-Hashid, que se ha vuelto contra el presidente Ali Abdullah Saleh, quien intenta aferrarse al poder a pesar de las protestas.

Un líder de la tribu dijo que 51 personas murieron en los enfrentamientos durante la noche.

Abdulqawi Al-Qaisi, jefe de personal del líder tribal de al-Hashid, Sadeq Al-Ahmar, señaló que entre los muertos se encontraban miembros de las tribus y civiles.

La televisión controlada por el gobierno reportó el jueves que cuatro personas murieron y 11 resultaron heridas por un proyectil disparado por miembros de la tribu.

El domingo, Saleh rechazó un acuerdo para renunciar ante meses de protestas contra su gobierno de 33 años. Líderes de la oposición ya habían firmado el documento, auspiciado por el Consejo regional de Cooperación del Golfo, pero Saleh insistió en que lo firmen de nuevo en su presencia.

Publicidad

Estados Unidos ordenó a las familias de los empleados de su gobierno salir del país, junto con "el personal que no es esencial", debido a "las actividades terroristas y disturbios civiles".

La advertencia de viaje se da luego de los enfrentamientos del miércoles entre las tribus y las fuerzas gubernamentales cerca del Aeropuerto Internacional de Sanaa.

Todos los vuelos fueron desviados a Aden, y no despegaron vuelos de Sanaa, dijo un funcionario de transporte, que pidió no ser identificado.

Las restricciones de vuelo se impusieron mientras tribus que están luchando contra las fuerzas de Yemen ocuparon el complejo de la agencia de noticias del gobierno y el Ministerio de Turismo en la capital, las últimas entidades del régimen que han sido tomadas dijeron testigos.

Cientos de integrantes de la tribu al-Hashid ocuparon y rodearon el complejo de la agencia de noticias SABA y el edificio de Turismo en Sanaa.

Otros edificios del ministerio en Hasabah han sito tomados. El del Interior, Comercio e Industria, Educación y la sede de la Administración local. Estos y otros inmuebles fueron evacuados la noche del martes por el Ministerio del Interior.

La televisión estatal de Yemen dijo que los partidarios leales a la tribu al-Hashid estuvieron bombardeando las instalaciones del gobierno.

Los combates estallaron después de que fracasó un acuerdo regional  para que el presidente de Yemen, Ali Abdullah Saleh, deje el cargo. Saleh mismo es un miembro de la tribu al-Hashid, una entidad enorme y de gran alcance, con muchas ramas.

Después de la marcha del viernes, en la que decenas de manifestantes que están contra el gobierno fueron asesinados, Sheikh Sadeq al-Ahmar, un líder de la principal tribu de oposición de al-Hashid, se mostró a favor de los manifestantes antigubernamentales y rompió filas con el presidente. Desde entonces, más y más miembros de la tribu han dado también la espalda al presidente.

"Hemos expresado nuestra preocupación común sobre el deterioro de la situación sobre el terreno", dijo el presidente de Estados Unidos, Barack Obama, el miércoles en Inglaterra, con el primer ministro británico, David Cameron.

El secretario general de las Naciones Unidas, Ban Ki-moon, expresó su temor de que las batallas puedan desestabilizar aún más la situación, y pidió "el cese inmediato de los combates" y la continuación de los esfuerzos para resolver la crisis política del país.

La oficina de Saleh llamó a los medios de comunicación, incluyendo a la televisión de Yemen, para difundir un mensaje del presidente.

"No voy a ser obligado por las tribus a entrar en una guerra civil" , dijo Saleh. "No vamos a ceder y vamos a luchar contra aquellos que amenazan la seguridad y la estabilidad en el país".

Enfrentamientos similares mataron el martes a 41 personas - con ambos bandos reclamando víctimas. Al-Ahmar dijo que 17 hombres de la tribu al-Hashid murieron en los enfrentamientos. El gobierno dijo que 14 soldados y 10 civiles fueron asesinados.

Yemen, un aliado clave de Estados Unidos en la lucha contra Al-Qaeda, ha sido sacudido por las protestas la mayor parte del año, en medio de manifestaciones contra el gobierno que se han extendido por gran parte del mundo árabe. Muchos de los manifestantes en Yemen desean que Saleh deje su cargo después de tres décadas de gobierno.

Publicidad
Publicidad